Atención a las cutículas: cómo cuidarlas

Te contamos cómo debes tratarlas a la hora de hacerte la manicura.

Atención a las cutículas

¿Eres de las que lleva toda la vida cortando sus cutículas con una de esas herramientas específicas? Quizás, con los años, habrás notado que esa pequeña pielecita que rodea a tus uñas crece cada vez más fuerte y áspera. Es la consecuencia de haberla cortado continuamente, que puede llegar a hacer que se hipertrofien y crezcan de manera desmesurada.

El uso del quitacutículas en casa puede tener otras consecuencias como que, por nuestra falta de pericia, nos hagamos pequeños cortes en la zona. Éstos no tienen la mayor importancia pero sí que suelen sangrar con bastante profusión, algo ciertamente desagradable. Muchas expertas no recomiendan que utilicemos este aparatito para hacernos la manicura, y de hecho en los salones profesionales suelen eliminar las cutículas con unos pequeños alicates o con productos específicos.

Para evitar estas pequeñas heridas o este crecimiento anómalo de las cutículas, nuestra recomendación es que no te las cortes salvo que acudas a un centro específico de manicuras. Cuando te hagas la manicura en casa, lo más aconsejable es que hidrates con un producto específico como el Lápiz Para Cutículas de Essence, que es muy fácil de utilizar ya que simplemente hay que "pintar" la zona con la punta del mismo.

Estos productos suelen contener aceites para suavizar. Después de aplicarlos, ya puedes bajar la cutícula con un palito de naranjo. Además, su uso continuado suaviza y termina por reducir su tamaño sin necesidad de eliminarlas. ¿A qué esperas para incorporarlos a tu manicura?

Etiquetas: manicura

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS