Cepillarse el pelo: consejos y trucos

Te ayudamos a elegir el mejor cepillo de pelo, además entenderás la importancia que tiene una buena elección para lucir un cabello sano y brillante.

Cristina García-Adán
Cómo elegir el cepillo de pelo más adecuado

Tiempo atrás, cepillarse el pelo era toda una costumbre que se fue perdiendo a medida que el look casual y un poco descuidado empezó a reinar en las calles. Cepillarse el pelo es esencial para eliminar los elementos de suciedad, exceso de grasa y restos de productos que se han ido adhiriendo a la cutícula a lo largo del día. Además revitaliza la circulación del cuero cabelludo y potencia el brillo del pelo. Los expertos de Svenson recomiendan hacerlo con la cabeza hacia abajo. Pero no todos los pelos se cepillan de la misma manera ni con el mismo cepillo. La oferta es muy amplia: con cerdas naturales o sintéticas, planos o redondos… Te contamos cuál es el más apropiado para ti.

-Cuando está mojado: Nada de desenredar el pelo y tirar sin piedad, esto puede romper las puntas y repercutir considerablemente en el estado del cabello. Hazte con Detangler, un pequeño cepillo de plástico que nos recuerda a los que utilizábamos para peinar a nuestras mascotas. Sus cerdas de diferentes tamaños y material sintético blando son perfectas para eliminar nudos y conseguir un  acabado suave. La firma se llama Detangler y puedes encontrarlos en diferentes tamaños y colores.

¿Un truquito? Comienza por las puntas, sin tirones bruscos y sujetando el mechón desde la raíz. Luego podrás pasar a la nuca y así progresivamente.

-Cabellos liso: lo tuyo son cepillos planos, ya sean cuadrados o redondeados, con cerdas de plástico redondeadas. Muy importante evitar romper el cabello o raspar el cuero cabelludo. Te proponemos uno rectangular de Ghd y otro ovalado de Malies Möller.

-Cabello rizado: ¿cuántas veces hemos escuchado a mujeres con pelo rizado decir que ellas solo se peinan el día que se lavan el cabello? Pues aunque es comprensible, porque evitan abrir el rizo y por lo tanto un volumen excesivo, nosotros te recomendamos que lo peines con un cepillo esqueleto de púas anchas de madera. Al tener las cerdas muy separadas se desliza muy bien a través de melenas voluminosas definiendo el rizo y sin intentar alisarlo de manera equivocada. Además es un cepillo muy fácil de limpiar.

-Quiero más volumen: los cepillos redondeados serán tu mejor aliado. Los hay de diferentes tamaños, según el largo de tu cabello. Si lo vas a utilizar en casa, lo mejor son los que tienen cerdas de jabalí, ya que proporcionan una mejor caída del cabello que las de plástico y le otorgan más brillo. Nos encanta este de Philip B (78 euros) con mango ergonómico de madera.

¿Cómo limpiar tu cepillo de pelo? Es muy sencillo y debes hacerlo mínimo una vez cada dos semanas. Lo primero que debes hacer es retirar los pelos con la mano y luego frotarlo con champú y agua tibia. Si lo que buscas es una limpieza muy a fondo, puedes dejarlos a remojo con agua tibia y un chorrito de amoniaco, durante 30 minutos. Al terminar comprueba que lo has aclarado con mucho cuidado.

COMENTARIOS