10 cosas que todas pensamos la primera semana en el gym

No lo niegues, seguro que más de uno de estos pensamientos ha pasado por tu cabeza el primer día que has ido a entrenar.

Cosas gimnasio
Adele también sufre en el gimnasio (como todos)/ Instagram de @adele.

 

Vamos a darle un poco de humor a la operación post-vacaciones con estos divertidos pensamientos que a todos se nos han pasado alguna vez por la cabeza mientras estábamos en el gym.

1. "Bien, me acabo de apuntar y he pagado por seis meses. Si vengo todos los días, de aquí a verano estoy estupendísima".

2. Al segundo día: "¿Y si voy día sí, día no? Estas agujetas me están matando y el efecto seguro que es el mismo, de aquí a julio... Además, necesito ir a comprarme ropa, que la gente va demasiado cool para sudar, ¡me voy de compras!".

3. Cuando te pones delante de una máquina enorme que no has visto en tu vida: "¿Y aquí cómo me siento? ¿Dónde está el entrenador?".

4. Al cabo de un rato: "¿Lo estoy haciendo bien? El de al lado lo hace diferente, voy a cambiar... ¡AY! Me he hecho daño, mejor sigo haciéndolo como antes".

5. "Estoy sudando como nunca y me duele todo, no tiene que quedar mucho para que acabe la clase, seguro que llevo ya media hora aquí (miras el reloj) ¿CÓMO QUE SOLO HAN PASADO DIEZ MINUTOS?".

6. "Aquí huele MUY mal a sudor, ¿soy yo? ¿Alguien lo va a notar?... Espera, nadie lo nota, ¡es eau de gym!" 

Cosas pensamos gimnasio
"¿De verdad esa tía lleva dos horas ahí?"/ HBO.

 

7.  "¿De verdad la de al lado lleva desde que he entrado aquí en la cinta/ en la bici/ haciendo pesas y a mi me ha dado tiempo a ir a una clase de yoga, una de boxeo, lesionarme veinte veces y ducharme? ¡Y ella ahí, sin una gota de sudor!".

8. El momento en el que tu entrenador te dice que hagas varias series: "¿10 series con 10 abdominales, 10 sentadillas y 10 flexiones cada una? Vamos a negociarlo: ¿y si lo dejamos en dos de cada?".

9. Cuando estás en una clase con música: "Venga, 45 minutos son como 10 canciones... ¡yo puedo con esto!". A la cuarta canción: "¡ME MUERO!".

10. "Según el tiempo que llevo aquí (y lo que he leío en la web de Marie Claire), llevo ya quemadas unas 300 kilocalorías. ¡Mañana me como un cupcake/brownie/ helado/(sustituir por tu capricho favorito), que no cuenta! Y si sigo un poco más me puedo pedir un batido de chocolate también. Espera, ¿y si me voy ya a comprarlos y lo quemo mañana?".

En resumen, solo nos queda tomarnos como mucho humor la vuelta al gimnasio y esforzarnos al máximo entrenando. Las agujetas y el cansancio irán desapareciendo con el tiempo según vayamos acostumbrándonos al ejercicio. Yes, we can!

COMENTARIOS