¿Cuánta grasa puedes quemar practicando ejercicio?

¡Aprende cómo conseguir que la práctica de deporte sea todavía más efectiva para tu cuerpo!

¿Cuánta grasa se quema practicando ejercicio?

Cuando practicamos ejercicio, aparte de por los grandes beneficios que el deporte genera para nuestra salud, buscamos ponernos en forma y moldear nuestra figura. Así, la pérdida de grasa y la musculación de nuestro cuerpo se convierten en los objetivos principales.

Y es que, cuando realizamos ejercicio, nuestro cuerpo lleva a cabo la quema de los carbohidratos (los encargados de generar energía en nuestro organismo) y las grasas en función de la intensidad con la que lo estemos practicando y el tiempo que lo realicemos.

Sin embargo, un nuevo estudio ha revelado que existe un máximo en la quema de grasa dentro de un período de tiempo, por muchas horas que entrenes. En concreto, y en el caso de un ciclista (que supone la práctica deportiva con la máxima quemas de grasas), solo se pueden perder unos 42 gramos de grasa tras una hora de ejercicio. Así, en el mejor de los casos, solo podrías perder un kilo de grasa al mes aunque realices horas de ejercicio, y eso si lo acompañas de dieta.

¿Cuánta grasa se quema practicando ejercicio?

"Esto quiere decir que los cambios que experimentamos en nuestro peso cuando comenzamos a hacer ejercicio no están basados en la pérdida de grasa, sino en la pérdida de líquido principalmente. Por este motivo, la mayor parte de dietas milagro y de los programas de adelgazamiento producen rebote por la recuperación del líquido perdido", sostiene Juan Del Coso Garrigós, Responsable del Laboratorio de Fisiología del Ejercicio de la Universidad Camilo José Cela.

¿Qué quiere esto decir? Pues que aunque te machaques en el gimnasio, tu cuerpo tiene un límite de quema de grasa, por lo que no sigue aumentando por más horas que estás practicando ejercicio. Además, desmonta el mito de que las dieta milagro funcionan de verdad, ya que nos demuestra no existen y que lo único que conseguimos al eliminar los líquidos con ellas es recuperarlo y vernos afectadas por el temido efecto rebote.

Etiquetas: grasa localizada, grasas, quemagrasas

COMENTARIOS