Aceite de arándanos, el escudo natural contra la luz azul que buscarás en tu cosméticos a partir de ahora

Fuente de omega 3, 6 y 9, y rico en antioxidantes, ayuda a hidratar y nutrir la piel para paliar un daño que llega directo desde el sol y no tanto de las pantallas.

Proteger nuestra piel del sol es uno de los pasos más importantes en cualquier rutina de cuidado de la piel. La aplicación diaria de crema solar no sólo protege nuestra piel de los rayos UV, sino que también es uno de los factores más importantes para prevenir el envejecimiento prematuro. Uno de los tipos de luz que ha demostrado ser más dañino con nuestra piel es precisamente la luz azul. Si bien, se tiene una concepción errónea de ella, puesto que la mayor fuente de luz visible a la que estamos expuestos en el día a día realmente proviene del sol y no de las pantallas.

En general, se necesitan unos 40 J/cm2 de luz visible para causar daños en la piel. El tiempo para adquirir esta cantidad de luz azul procedente del sol en verano es de unos 14 minutos. “El tiempo para adquirir esta cantidad de luz azul procedente de un teléfono móvil (con texto negro y fondo blanco) sería de unos 23 días. Por lo tanto, se puede ver que la luz azul emitida por los teléfonos es mucho menos preocupante que la luz azul emitida por el sol. En general, la luz azul de las pantallas no produce suficiente energía como para ser motivo de preocupación”, explica Elisabeth San Gregorio, directora técnica de Medik8.

“La luz visible de alta energía (HEVL) se refiere a la luz violeta y azul, que tienen las longitudes de onda más cortas del espectro visible (400-450 nm), y por tanto la energía más alta. Su longitud de onda es muy parecida a la de la luz UVA (320-400 nm), por lo que se considera que suponen una amenaza similar para la piel”, argumenta la experta. Y precisamente para proteger contra los efectos de la luz azul derivada del sol, hay un ingrediente natural que ha demostrado ser  realmente eficaz, llegando a formar un verdadero escudo natural: el aceite de semillas de arándanos.

El poder del aceite de semillas de arándanos
 
El aceite de estas semillas se obtiene de forma sostenible a partir de 800.000 arándanos reciclados (para 1 kg de material). Los arándanos utilizados son un producto de desecho de la industria de producción de zumos. El aceite se extrae de las semillas de la pulpa de desecho, que se convierte en un aceite activo lujoso y sostenible.

Se ha demostrado que el aceite de las semillas de arándanos absorbe la luz azul, funcionando como un escudo natural contra la exposición a la luz azul del sol. “El aceite activo es rico en betacaroteno, que es capaz de absorber la luz azul antes de que llegue a la piel. Esto puede considerarse como una especie de protector solar químico, pero para la luz azul en lugar de la UV”, añade San Gregorio. Además, también tiene un importante contenido en antioxidantes. 

¿Dónde encontrar este aceite? El protector Advanced Day Ultimate Protect SPF 50 de Medik8, por ejemplo, lo contiene, creando un escudo natural contra la luz azul, capaz de absorber la luz azul antes de que llegue a la piel.

Medik8
Medik8

El Healthy Protection Facial Sunscreen de Freshly Cosmetics, un protector con SPF 50 de amplio espectro que te protegerá de las radiaciones y del daño celular provocado por los rayos UVA y UVB, también lleva este preciado aceite.

Freshly Cosmetics
Freshly Cosmetics

Continúa leyendo