Los activos anti-edad que usan los dermatólogos para cuidar su piel (y que tú también deberías fichar)

¿Cuáles son los activos que más usan los expertos para proteger su piel? Te los desvelamos, ¡toma nota!

Nuestra piel está expuesta diariamente a múltiples factores externos que la debilitan y la envejecen. Todas estas agresiones hacen que el ritmo de envejecimiento natural se acelere, necesitando soluciones anti-edad que la protejan y preserven. El enemigo principal y mayor causante de daños es la radiación solar, por lo que un paso esencial que debemos incluir en nuestra rutina de cuidado facial es el protector UVB y UVA. A simple vista puede parecer que su acción sólo beneficia en la prevención de la aparición de manchas, pero no incluir un filtro solar en el día a día favorece también la activación de las metaloproteasas que degradan la matriz, generando como consecuencia arrugas y líneas de expresión marcadas. Además, los rayos ultravioletas desencadenan la producción de radicales libres, que atacan a diferentes componentes de las células epiteliales y destruyen las fibras de colágeno que dan soporte a los tejidos.

Pero además del protector solar, existen otros activos que pueden actuar como un escudo ‘anti edad’ y que pueden proteger la piel de los factores medioambientales para mantenerla firme, luminosa y sin manchas por más tiempo. ¿Cuáles son? Los expertos de Clínicas Dorsia nos recomiendan sus favoritos:

Protector solar. Comienzan por un producto, más que por un ingrediente, porque utilizar protector solar desde temprana edad siempre que se salga al exterior, e incluso en el coche o en la oficina si hay reflejos, es un paso fundamental para tener un cutis por el que la edad biológica no parezca manifestarse.

activos dermatólogos
iStock

Vitaminas. La combinación de antioxidantes, como las vitaminas C y D, crea un escudo para nuestra piel frente a los rayos UVA y UVB, además de los daños de las especias radiactivas de oxígeno, conocidas como ROS. Desde Clínicas Dorsia afirman que estas dos vitaminas son las más potentes a la hora de proteger nuestras células del estrés oxidativo; a partir de los 40 años es el momento en el que deberíamos comenzar a ayudar a nuestro organismo, incluyéndolas en nuestra rutina, ya sea a través de tratamientos caseros o profesionales.

Retinol. Otro esencial para proteger el rostro de los factores externos es la vitamina A o retinol. Es uno de los activos cosméticos más utilizados en la elaboración de productos de uso tópico, debido a que estimula la proliferación celular y la síntesis de nuevo colágeno, lo que resulta en la eliminación de las capas más superficiales de la epidermis y la mejora del tamaño del poro, la profundidad de las arrugas y las manchas. Clínicas Dorsia aconseja utilizar retinol con asiduidad a partir de los 40 años para mejorar la calidad y aspecto de la piel, ya que está considerado el regenerador por excelencia.

Ácidos. Por su parte, los alfa hidroxiácidos, como el glicólico, azelaico, málico, mandélico, tartárico o láctico, han demostrado tener también este poder anti-edad, ya que realizan una exfoliación y renovación profunda. A ellos se suman los beta oxiácidos, como el salicílico, que son también utilizados en la industria cosmética por su poder despigmentante, desincrustante y antiinflamatorio.

Acido hialurónico, centella asiática y colágeno. Estos tres ingredientes aportan gran hidratación, suavidad y firmeza. Su uso ayuda a recuperar la elasticidad, tonicidad y el brillo que se suele perder con los años. Desde Clínicas Dorsia afirman que son imprescindibles a partir de los 30 años.

Continúa leyendo