6 consejos para lucir un rostro descansado (aunque no hayas dormido)

¡Aprende qué debes hacer para no aparecer nunca más por la oficina con mala cara!

Y de repente, suena el despertador. Sea porque no has podido conciliar el sueño, te acostaste tarde, o directamente saliste y solo has podido descansar media hora -o incluso menos- antes de ir al trabajo, tu cara en estos momentos no es el mejor reflejo de tu imagen. Toma nota de estos trucos para conseguir cambiar la percepción de tu rostro de manera instantánea antes de salir de casa.

Continúa viendo nuestras galerías