El infarto en las mujeres: Lo sufrimos más y sabemos cómo puedes prevenirlo

Las enfermedades cardiovasculares son la primera causa de fallecimiento en España y, además, afectan a cerca de 65.000 mujeres al año, según los registros del Instituto Nacional de Estadística.

Infartos en las mujeres
Photo by Kelly Sikkema on Unsplash

Quizá no lo sabías o al menos no eras consciente pero la Fundación Española del Corazón (FEC) alerta de que las enfermedades cardiovasculares son la primera causa de muerte entre las mujeres españolas. Y, ¿qué podemos hacer al respecto? Prevenir y no hablamos solo de los hábitos de vida sana que todas conocemos para evitar pertenecer al grupo de riesgo (sobrepeso, colesterol, malos hábitos, fumadoras...) sino porque hoy en día las nuevas tecnologías permiten saber si sufrirás un infarto en 3-5 años.

Hablemos del infarto en las mujeres porque, como vivimos más, nos afecta más (aunque más tarde que a los hombres). 

La enfermedad cardiovascular es la causa de 4M de muertes/año en Europa, un 47% del total de fallecimientos

 

Los datos:

  • Se estima que en Europa la enfermedad cardiovascular es la causa de 4M de fallecimientos cada año
  • Supone el 47% de todas las muertes
  • En España el 14,6% del total de fallecimientos (Fuente: Estudio de Carga de Enfermedad en España publicado por la revista «Medicina Clínica»).

Desde Creu Blanca, grupo de centros médicos especializados en prevención, diagnóstico y tratamiento de la salud, nos explican cómo podrían evitarse y reducirse este tanto porciento y nos explican que: "La mayor aportación en la prevención del infarto del miocardio es la realización de un TAC Coronario. Mediante esta técnica es posible conocer el estado de las arterias coronarias y prever si ese individuo corre riesgo de sufrir un infarto de miocardio en los próximos 3-5 años".

Como explica la Dra. Enriqueta Alomar, Directora Médica de Creu Blanca, gracias a escáneres muy avanzados (pueden realizar 640 cortes) es posible dibujar un mapa en 4 dimensiones de nuestro corazón con un solo latido: "Gracias a la precisión del Aquilion Vision podemos visualizar las arterias del corazón y detectar la más mínima lesión. En una persona que tiene que dar el 150% de su rendimiento, si la exploración sale bien, le podemos asegurar que en 1-3-5 años su riesgo de padecer un infarto es mínimo".

Infartos en las mujeres soluciones
Photo by Arvin Chingcuangco on Unsplash

¿Cuándo sería aconsejable hacerse un chequeo?

Nos recomiendan que el chequeo cardiológico se realice a partir de los 40 años para la detección precoz de factores de riesgo, además de para la detección de anomalías en el propio corazón. ¿Cómo? Por ejemplo mediante la ecocardiografía que permite analizar la morfología del corazón para descartar malformaciones congénitas; y la conocida prueba de esfuerzo que valora el funcionamiento eléctrico del órgano a un nivel de esfuerzo máximo para detectar posibles alteraciones, explica la Dra. Alomar. 

 

¿A qué llamamos factores de riesgo?


El Dr. Francesc Carreras, cardiólogo, explica que “los factores de riesgo cardiovascular son aquellas enfermedades, hábitos tóxicos o condiciones biológicas que favorecen el depósito de colesterol en las paredes de las arterias de nuestro cuerpo, incrementando la probabilidad de sufrir un accidente cardiovascular por obstrucción aguda o progresiva de los vasos sanguíneos, sean las arterias coronarias (infarto agudo de miocardio), cerebrales (infarto isquémico cerebral) o de las extremidades (isquemia arterial periférica)”.

La prevención, ¿cómo se consigue?

Para evitar la enfermedad cardiovascular, y concretamente el infarto, se ha de actuar desde la infancia, inculcando a los niños las medidas higiénico-dietéticas que eviten la obesidad infantil, un problema creciente en nuestra sociedad. Una persona con problemas de sobrepeso y sedentaria tiene mayor probabilidad de sufrir un infarto. Mayor es la posibilidad si a estos dos factores se les suma la hipercolesterolemia, la diabetes o la hipertensión arterial.

Como sostiene el Dr.Carreras, la edad, el sexo y la predisposición genética no se pueden variar, pero sí los demás factores de riesgo, bien mediante la fuerza de voluntad de la propia persona (ejercicio y dieta saludable), o mediante tratamiento (colesterol, diabetes, tensión arterial elevada).

Gloria Vázquez Sacristán

Gloria Vázquez Sacristán

Apasionada de la moda y la belleza desde pequeña, amante empedernida de los deportes de montaña y acuáticos, coleccionista de perfumes y tacones que no aguanto más de dos canciones. No concibo la vida sin música, un verano sin libros, ni una buena conversación que no sea entorno a un plato de comida.

CONTINÚA LEYENDO