Todos los beneficios de la presoterapia para eliminar la grasa y los líquidos

Muchas personas padecen a lo largo de su vida problemas circulatorios que les llevan a sufrir el síndrome de las piernas cansadas, arañas vasculares o varices. La presoterapia es un tratamiento no invasivo que ayuda a mejorar estos síntomas y que, además, sirve para eliminar líquidos y combatir la celulitis.

La presoterapia es un tratamiento no invasivo y no quirúrgico, que consisten en realizar un masaje de drenaje linfático. Su objetivo es el de reactivar el sistema circulatorio, para eliminar toxinas y grasas. Se trata de una técnica, no dolorosa y muy sencilla, que activa el sistema linfático empleando la presión del aire a modo de masaje, y que ofrece resultados rápidos y múltiples beneficios.

¿Cómo funciona?

La activación del sistema linfático se realiza mediante una envoltura que funciona con un sistema compresor de aire. La envoltura o botas (en el caso de las piernas) causan la misma impresión que cuando nos tomamos la tensión con un tensiómetro. El sistema aplica presión de aire de forma personalizada según el paciente y controlada, activando así el sistema linfático. El masaje mecánico con efecto drenante se infla y desinfla varias veces en cada sesión. 

¿Qué beneficios tiene la presoterapia?

- Ayuda a tratar y mejorar las varices, los problemas de mala circulación en las piernas y la pesadez e hinchazón. 

- La presoterapia consigue relajar y tonificar los músculos, fomentando la sensación de ligereza del cuerpo. 

- Elimina las grasas y toxinas en zonas localizadas como los glúteos, las piernas, el abdomen o los brazos y en el cuerpo en general. 

- Reduce la celulitis.  

- Ayuda a eliminar líquidos, así que es un buen complemento cuando buscamos perder peso y volumen. 

- Sirve para tratar edemas y linfoedemas. 

¿Es adecuada para todos los pacientes?

La presoterapia es una técnica que no resulta agresiva, sin embargo, hay algunas personas que no deben someterse a ella: personas con problemas cardiovasculares, enfermedades infecciosas, pacientes oncológicos, con hipotiroidismo, con insuficiencia venosa, trombosis venosa profunda y enfermedades inmunodeficientes. 

¿Cuántas sesiones se necesitan?

Depende de cada paciente, pero en general, se aconsejan entre 10 y 15. ç

Cuida la dieta

Recuerda que la dieta es, junto al ejercicio, la clave para perder el peso que hemos ganado durante las fiestas navideñas, por ejemplo. Hay que moverse a diario, practicando algún deporte, que combine tanto el ejercicio cardio, como el de la fuerza. Lo ideal sería practicarlo al menos 3 o 4 veces a la semana, evitando el resto de días el sedentarismo. Para ello, podemos hacer cosas muy sencillas como: subir las escaleras, dejar el coche o el transporte público más lejos del trabajo, imponernos tareas que podamos hacer a pie, etc.

Además, los complementos nutricionales también son una buena ayuda para perder peso y eliminar toxinas, pero siempre deben combinarse con una dieta equilibrada. “Hay que entender que a la hora de eliminar líquidos es muy importante que no solo se pierda agua, sino que se eliminen toxinas, de esta manera el organismo eliminará líquidos de forma natural. Cuando el sistema linfático está saturado necesitamos una ayuda extra. Pero es importante tener en cuenta que los complementos nutricionales no sustituyen a una dieta equilibrada, ayudan siempre en conjunto", explica Rocío Escalante. En la farmacia encontrarás los suplementos alimenticios que, junto a la dieta y al ejercicio diario, te ayudarán a recuperar tu peso ideal. 

Continúa leyendo