¿Piernas cansadas? Estos consejos y productos te ayudarán a cuidarlas

¿Te duelen las piernas con frecuencia? ¿Las notas cansadas? Estas son las claves para terminar con esta sensación tan desagradable.

El dolor y la sensación de piernas cansadas se ha transformado en una consulta y una preocupación muy común en las clínicas de dermatología. Técnicamente, las piernas cansadas son uno de los síntomas más habituales de la Insuficiencia venosa crónica. Esta enfermedad vascular se produce por la dificultad que tiene la sangre en algunas personas en su circuito de retorno. Cuando la sangre sale del corazón circula por las arterias a suficiente presión para llegar a todas las partes de nuestro organismo y también llega a los pies ayudada por la fuerza de la gravedad. El retorno al corazón se realiza por las venas y el proceso no es tan fácil.

La sangre circula por las venas en contra de la gravedad y además debe vencer el peso del mismo cuerpo. En algunas personas ese retorno se produce de forma lenta y dificultosa y esto hace que la venas se dilaten porque acumulan demasiada sangre causando una sensación de pesadez, hinchazón, piernas cansadas y posteriormente aparición de arañas vasculares y varices.

Hay multitud de factores que influyen en la aparición de esta patología. Los más comunes que puede afectar a la mayoría de la población en algún momento de su vida son: 

  • Genética: Es una de las patologías con el índice de heredabilidad más alto. Si en la familia hay casos de varices, hay una alta probabilidad de heredarlas.
  • Sexo: Es mas frecuente en mujeres porque influyen los factores hormonales y los picos de estrógenos que se producen en el embarazo, menopausia, tratamientos hormonales como los anticonceptivos, etc.
  • Sedentarismo: Si no nos movemos, la circulación venosa todavía tiene mas dificultad en transportar la sangre al corazón. Es conveniente caminar y hacer deporte de forma regular.
  • Varices y varículas: Son el resultado del mal retorno venoso. Si la sangre no circula las venas se dilatan y eso aumenta los síntomas de pesadez y cansancio.
  • Dieta equilibrada: Los médicos recomendamos dieta equilibrada siempre, tanto para mantener una buena piel, cómo para mantener un correcto estado tu circulación. El sobrepeso afecta directamente dificultando el retorno venoso. También el alcohol y el tabaco son nocivos para la salud siempre, y más si se sufre de piernas cansadas.
  • Hábitos personales y laborales: Cambios hormonales (embarazo, cambios de peso...), tipo de trabajo (muchas horas sentado en una oficina o de pie en un restaurante), estrés, etc... también afectarán a tener piernas hinchadas y pesadas.

Cómo tratar las piernas cansadas

La Dra. Cristina Puigdellivol nos da algunas claves para tratar las piernas cansadas. ¡Toma nota!

  • Evitar estar sentados más de 2 horas (sobre todo en temporadas de calor). Si se trabaja en una oficina y se pasa mucho tiempo en posición sentada,  es recomendable hacer un parón cada 2 horas para ejercitar las piernas y circulación 5 minutos.
  • Realizar diariamente un masaje en las piernas con gel adecuado para tratar esta patología. ¿Uno recomendable? El gel LEGMAS de Masderm, un gel frío que aporta una sensación de descanso y desinflama las piernas.
Masderm
Masderm
  • Evitar estar de pie más de 2 horas. Es importante hacer pausas, moverse o sentarse un rato.
  • Utilizar medias compresivas sobre todo en trabajos que impliquen muchas horas de pie o sentada. Ayudarán a evitar que las venas se sobrecarguen y mejorarán mucho los síntomas.
  • Hacer ejercicio de forma regular
  • Beber un mínimo de 1L de agua al día
  • Realizar ejercicio físico de 30min al día
  • Llevar una dieta equilibrada y un ritmo de vida saludable.

Continúa leyendo