Dieta paleo: todo lo que necesitas saber

Volvemos la mirada a la dieta de nuestros ancestros, un plan de alimentación con el que puedes adelgazar y mejorar tu salud.

Dieta paleo

No te preocupes por lo que debes comer y céntrate en lo que debes evitar. Analizamos la dieta más antigua del mundo para intentar prevenir obesidad, diabetes, cáncer, derrames y problemas cardiacos.

¿En qué consiste? Básicamente se centra en la dieta de la Edad de Piedra, en la que predominaban los alimentos que se cazaban o recolectaban como carne, pescado, frutas  y verduras. No había rastro de cereales, legumbres, productos lácteos o cualquier tipo de alimento procesado. Es un estilo de vida, no una dieta temporal para adelgazar. 

Con moderación: aceites, aguacate, té, café y bebidas alcohólicas y frutos secos.

Alimentos prohibidos: cereales, leguminosas, productos lácteos, productos procesados o en conserva, verduras ricas en almidón (patatas…), carnes grasas, sal, azúcar y bebidas gaseosas

Ventajas

Fácil de seguir ya que no es nada difícil encontrar sus principales componentes y no pasas hambre debido a que prioriza el consumo de proteínas, lo que aporta rápidamente una sensación de saciedad.

Esta dieta puede ser beneficiosa para personas con problemas digestivos como alergias al trigo o intolerancia a la lactosa. Además mejora los lípidos sanguíneos, ayuda en la pérdida de exceso de peso y la reducción del dolor en enfermedades.

La dieta paleo asegura un aporte fundamental de nutrientes esenciales como vitaminas, fibra y minerales y permite contrarrestar la excesiva acidez producida por el entrenamiento intenso.

Inconvenientes

Con el paso del tiempo nuestro estilo de vida ha cambiado mucho con respecto al paleolítico. Llevamos vidas más sedentarias, vivimos más tiempo y la ciencia ha hecho descubrimientos muy positivos que no debemos obviar. El Dr. Campillo Álvarez (experto en Medicina Evolucionista) afirma: “no podemos pretender consumir aquellos alimentos que reproduzcan exactamente los que consumían nuestros ancestros. Las circunstancias han cambiado enormemente."

Además la paleodieta defiende el consumo de animales criados de una forma más natural, al aire libre, con pastos naturales, que pueden moverse y que no están cebados con piensos artificiales. Comprar productos 100% naturales tiene un precio muy elevado, lo que los deja fuera del alcance de todo el mundo.

Por otro lado, exige muchísima disciplina y control. Tienes que prestar atención a las carencias y déficits nutricionales, especialmente de vitamina D.

En ocasiones se ha detectado que el exceso de proteínas puede causar alitosis, riesgo de descalcificación ósea y una fuerte carga de trabajo para el riñon.

Importante: Si decides animarte, empieza poco a poco. Durante las primeras semanas es recomendable seguir comiendo algunos alimentos prohibidos uno o dos días a la semana. No pierdes nada por probar esta dieta, excepto quizá unos kilos de más. Te recomendamos hacerla bajo supervisión de un especialista.

Etiquetas: adelgazar

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS