Dietas disociadas: dieta aktins

Existe mucha polémica en torno a las dietas disociadas. En general, en torno a cualquier régimen que implique no comer de todo en cantidades justas de todos los grupos de alimentos. ¿Sabes si a ti te conviene?


dieta disociadaExiste mucha polémica en torno a las dietas disociadas. En general, en torno a cualquier régimen que implique no comer de todo en cantidades justas de todos los grupos de alimentos. De ahí que las dietas desintoxicantes o que  no permitan llevar una alimentación variada sean muy discutidas, salvo que se realicen bajo control médico.
Las dietas disociadas se basan en que los alimentos no engordan por sí mismos, sino cuando se consumen combinados de determinada forma. Es decir, que según afirman, se puede comer de todo pero no en la misma comida. Esto significaría que realizamos una digestión distinta para cada grupo: digerimos de manera diferente las grasas de las proteínas y los hidratos. La realidad es que el hombre es capaz de digerir todos los nutrientes que ingiere, sin discriminación, porque es omnívoro por naturaleza.
El mayor error de las dietas disociadas es que asumen cualidades en los alimentos que no son del todo ciertas. Por ejemplo, se presupone que las verduras contienen sólo vitaminas y minerales, cuando muchas de ellas también tienen hidratos o proteínas. Lo mismo sucede con el pan, que se supone que es hidrato de carbono cuando también contiene proteínas y grasas. Si restringimos la ingesta de los tipos de alimentos de manera errónea, podemos provocar problemas intestinales así como acidez. De aquí la necesidad de acudir a un especialista en nutrición para que nos aconseje sobre qué tipo de dieta realizar, disociada o no.

dieta disociadaDieta Aktins

Una de las polémicas, famosas y seguidas es la célebre Dieta Atkins, que se acaba de renovar y actualizar para adaptarse a las necesidades de las personas del siglo XXI. Como veremos, separa los alimentos pero de una forma saludable y no perjudicial para la salud. ¡Y ayuda a perder peso! Se basa en que hoy día las personas consumimos demasiados carbohidratos y no hacemos ejercicio, lo cual hace que éstos se transformen en grasa.
Atkins distingue entre los carbohidratos buenos y malos, es decir, entre los que se convierten en grasa y entre los que aportan energía. Los nocivos están en los cereales altamente procesados, pasteles, patatas fritas, refrescos, dulces y pan blanco porque además contienen muchos azúcares.
Lo mismo sucede con las grasas: las sanas son las no saturadas y están en el pescado, las nueces, las semillas y los vegetales. Contienen mucha energía y transportan las vitaminas y minerales por el cuerpo. Las malas están en los fritos y en todas esas comidas grasientas.
dieta disociada Principios básicos de la Dieta Atkins
- Mantener el equilibrio entre hidratos de carbono, proteínas y grasas. Es decir, hay que consumirlos pero de forma equilibrada.
- Evitar los hidratos refinados. Es decir, el azúcar y el pan blanco, el arroz no integral, las patatas fritas o los refrescos. Por lo tanto permite comer hidratos pero integrales, es decir, más sanos.
- Evitar las grasas saturadas como las que proporcionan los fritos.
- Intentar no consumir azúcares porque son muy adictivos y no aportan energía.
- No nos olvidemos de practicar deporte.
Fases de la dieta Atkins
Como ya vimos en la dieta South Beach, en ésta las primeras fases son las más drásticas y difíciles de acostumbrarse, pero van mejorando a medida que avanza.
. Fase 1. Apenas se consumen carbohidratos, sólo 20 gramos diarios. Así, nuestro cuerpo usará toda la grasa corporal para generar la energía, de manera que en sólo 2 semanas se aprecia una bajada sustancial de peso.
? Fase 2. Quince días después ya aumentamos la dosis de carbohidratos a 25 gramos diario, siempre que estemos perdiendo peso. Cuando no pierdas, no podrás añadir más. El objetivo es encontrar el límite de hidratos que necesita tu cuerpo para seguir perdiendo peso. Esta etapa dura entre 2 semanas y 2 meses.
? Fase 3. Seguimos añadiendo carbohidratos a la dieta hasta que la pérdida de peso se ralentice a los 450 gramos semanales. El objetivo de esta fase es encontrar el equilibrio entre el peso ideal y la cantidad de hidratos que se comen. Son otras dos semanas.
? Fase 4. Como ya hemos alcanzado el objetivo, ya sólo nos queda continuar con los principios Atkins durante el resto de nuestra vida.
En cualquier caso, debes consultar con un endocrino o nutricionista siempre que quieras comenzar una dieta, y más cuando se trate de una disociada.

Etiquetas: adelgazar, calorías, detox

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS