Índice Glucémico (IG): adelgaza y controla la insulina

Conocer nuestro cuerpo es muy importante para conseguir bajar nuestro peso. La dieta del índice glucémico nos enseña a controlar los picos de insulina para reducir la grasa.

La dieta del índice glucémico

Conocer nuestro cuerpo es muy importante para conseguir bajar de peso. La dieta del índice glucémico nos enseña a controlar los picos de insulina para reducir la grasa.

La insulina es una hormona que segrega el páncreas como respuesta a la llegada de azúcar o glucosa a la sangre. Su producción está estrechamente relacionada con los alimentos, especialmente con los carbohidratos.

La principal función de esta hormona es transportar la glucosa y otros nutrientes a las células musculares y proporcionar energía. Pero también es una de las que promueven la formación de la grasa corporal y ahí está la clave de esta dieta.

¿En qué consiste esta dieta?

El índice glucémico no es más que un parámetro que mide la velocidad con la que un alimento aumenta los niveles de glucosa en sangre. La referencia es un IG de 100 y, a partir de ahí, se clasifica la resto de alimentos con un valor numérico.

Cuando tomamos alimentos con un nivel elevado de glucosa, el cuerpo utiliza una parte para obtener energía y el resto se convertirá en tejido adiposo o grasa.

El secreto para perder peso está en combinar los alimentos de forma que tengamos controlado el nivel de glucosa en sangre para que no se produzcan picos insulínicos y que ésta se mantenga dentro del rango en el que el cuerpo usa la glucosa como fuente de energía. Así se evita el aporte extra de carbohidratos que pasan directamente a convertirse en grasa.

El plan, entonces, es aportar al cuerpo todo lo necesario para funcionar correctamente pero sin aportes adicionales. Este tipo de dietas proponen comer muy frecuentemente, entre 5 y 6 veces al día.

Etiquetas: adelgazar, perder peso

Continúa leyendo...

COMENTARIOS