La ensalada con la que Jennifer Aniston perdió más de 10 kilos para ser Rachel Green en Friends

La actriz ha asegurado que la comía prácticamente a diario.

Gtresonline

Este mes de septiembre se han cumplido nada menos que 25 años del estreno de la mítica serie de televisión Friends, que catapultó a la fama a actrices como Courteney Cox o Jennifer Aniston. Rachel Green (interpretada por esta última) fue uno de los personajes sobre los que más se ha hablado de la pequeña ficción a lo largo de los años, gracias a su carácter, su estilo a la hora de vestir -que le ha valido hasta una colección de Ralph Lauren- y a su delgadísima figura, que Aniston logró a base de mucho esfuerzo y constancia con su alimentación.

pinterest

Y es que según se ha hecho público en el libro Generación Friends: un vistazo por dentro a la serie que definió una era en la televisión, estrenado recientemente, el agente de la actriz le pidió hace años que perdiera hasta 13 kilos para poder optar al papel de Rachel, avisándola de que si no lo hacía, no conseguiría nunca ningún papel con el que triunfar en Hollywood. Jennifer Aniston interpretó a Green durante 10 años, al igual que Courtney Cox (Monica) y Lisa Kudrow (Phoebe), que también podían presumir de un cuerpo de escándalo. ¿Cómo mantuvieron, entonces, las tres actrices, el tipo durante tanto tiempo? ¿Y cómo consiguió Jennifer Aniston en particular perder 13 kilos fácilmente?

Según reveló Courtney Cox en una entrevista hace algunos años, las tres actrices comían siempre juntas y, la clave es que siempre tomaban el mismo plato: una ensalada Cobb.

Gtresonline

La ensalada Cobb es plato típico americano que mezcla bacon, pechuga de pollo, huevo cocido, aguacate, lechuga mixta, tomate, aliño de vinagreta y trozos de queso roquefort picado. Una mezcla muy rica en proteínas de alta calidad-ideales para fortalecer y tonificar músculos- y baja en hidratos de carbono, para mantener las grasas a raya.

Jennifer Aniston iba todavía más allá y preparaba su propia receta, para reducir aún más la ingesta de calorías: la actriz cambiaba el bacon por pavo bajo en grasas y añadía a la ensalada garbanzos cocidos, unas legumbres muy saciantes con hidratos de lenta absorción que le permitía comer menos cantidad. A esta “creación” se le puso su propio nombre -la ensalada Jennifer- y el plato se hizo muy famoso entre las dietas que triunfaron a finales de los 90 y principios de la década de los 2000.

La receta original de la ensalada Cobb aporta en torno a unas 580 calorías, y por ello no es de extrañar que durante años, la receta haya dado paso a uno de los platos más demandados por las celebrities más populares de Hollywood. Sin embargo, los nutricionistas advierten de que esta ensalada tiene demasiadas proteínas, algo que, aunque no debería ser un problema para una persona sana, debería corregirse, sobre todo para evitar problemas de salud a largo plazo.  ¿Cómo? Incluyendo también algunos hidratos de carbono, como pan o pasta integral y sobre todo, fruta. Nada, en definitiva, como una alimentación equilibrada.

 

 

Continúa leyendo