Fumar, ¿cuestión de genética?

En el hábito de fumar influyen muchos factores psicosociales, sin embargo, ¿qué hace que unas personas quieran más después de la primera calada y otras no?

fumar

En el hábito de fumar influyen muchos factores psicosociales, sin embargo, ¿qué hace que unas personas quieran más después de la primera calada y otras no? Según un reciente estudio, son los genes.

 

Mucho se ha dicho ya sobre los elementos que condicionan el consumo de tabaco y, ahora, un grupo de investigadores de la Universidad Europea de Madrid, ha dado un paso más y ha analizado 17 variantes genéticas implicadas en este hábito, el resultado: hay una serie de genes que fomentan un mayor consumo de tabaco.

 

Según los resultados descubiertos por este estudio, esos genes no solo condicionan el hecho de fumar o no, además, también repercuten directamente en el número de cigarros que se fuman.

 

Son las enzimas metabólicas, que dependen de mutaciones en el gen CYP2A6, las que hacen que asimilemos la nicotina más rápidamente o más despacio. Al dar la primera calada a un cigarro, las personas que metabolizan la nicotina de forma rápida, experimentan una sensación placentera, mientras que las que la asimilan lentamente tienen sensaciones desagradables. Son, de este modo, aquéllos que metabolizan deprisa esta sustancia los que tienen más posibilidades de convertirse en fumadores de un elevado número de cigarros.

 

Por otro lado, también se puede dar una mutación en el gen DRD2, y las personas que la sufren tienen menos receptores neuronales. Al llevarse el primer cigarro a la boca, en el caso de estas personas, la nicotina tiene menos receptores sobre los que actuar y las sensaciones “placenteras” que puede provocar el tabaco tienen menos impacto en un primer momento.

 

Esta investigación abre una puerta de esperanza a las terapias para dejar de fumar, ya que, teniendo en cuenta el perfil genético del paciente, se podría elegir el tratamiento más adecuado y eficaz para cada persona.

 

Si quieres saber cuáles son los mitos más extendidos sobre el tabaco, no te pierdas nuestra galería.

 

 

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS