Razones por las que el running ayuda a ligar