Comer poco no hace vivir más

La conocida como “dieta del envejecimiento” parece que en realidad no tiene ningún fundamento. Un estudio demuestra que comer poco no aumenta la esperanza de vida.

Comer poco no hace vivir más

La conocida como “dieta del envejecimiento” parece que en realidad no tiene ningún fundamento. Un estudio demuestra que comer poco no aumenta la esperanza de vida.

Desde hace varios años las últimas investigaciones apuntaban que la única manera de vivir más años era comiendo menos. Es decir que restringir el número de calorías diarias, sin llegar a la desnutrición, te hacía prolongar la esperanza de vida.

Sin embargo, lo que funcionó en animales de laboratorio no lo ha hecho con un tipo de simio, el “macaco rhesus”, muy parecido al ser humano. El Instituto Nacional de Envejecimiento de Estados Unidos, ha realizado una importante investigación en la que concluye que la dieta no afecta a la esperanza de vida.

Los resultados, publicados en la revista Nature, han sorprendido mucho a la comunidad científica puesto que este estudio ha tirado por tierra las investigaciones realizadas con el resultado opuesto durante los últimos 25 años.

Eso sí, los expertos han dejado claro que una dieta sana sí que tiene repercusiones en nuestra salud. Concretamente hay menos posibilidades de sufrir enfermedades como diabetes y enfermedades cardiovasculares.

Por lo tanto, llevar una dieta saludable y baja en calorías permite vivir más delgados y en mejores condiciones físicas pero no vivir más años.

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS