Guerra contra las raciones XXL

Nueva York pone en el punto de mira el tamaño de las raciones de las hamburguesas y los refrescos con gas. Una impactante publicidad no deja indiferente a nadie.

Guerra a las raciones XXL

Nueva York pone en el punto de mira el tamaño de las raciones de las hamburguesas y los refrescos con gas. Una impactante publicidad no deja indiferente a nadie.

Enfrentándose a las principales marcas de refrescos y cadenas de comida rápida, el ayuntamiento de Nueva York sigue luchando contra la obesidad con unos anuncios que muestran las consecuencias que tienen para la salud las raciones XXL de este tipo de comida.

¿Se concienciarán los neoyorquinos?

El Departamento de Salud de la ciudad norteamericana se enfrenta a las raciones XXL que se sirven en muchos restaurantes de comida rápida. La campaña publicitaria, bautizada con nombre “Reduce tu riesgo”, advierte sobre las consecuencias del exceso de comida y bebida.

El metro neoyorquino es el escenario elegido para concienciar a la población y entre los mensajes que se pueden leer está uno de los más impactantes: “las raciones han aumentado. Lo mismo ha pasado con la diabetes tipo 2, que puede causar amputaciones”. Un texto que se acompaña de una foto que muestra cómo ha aumentado el tamaño de los refrescos en los últimos años y su consecuencia: un hombre obeso con una pierna amputada.

Otros mensajes parecidos ponen en el punto de mira el tamaño de las hamburguesas y patatas fritas. Se anima a la población a reducir las raciones y a solicitar un kit informativo para aprender a controlar las raciones, contar calorías y exigir comida más saludable.

Imágenes impactantes

Aquí se ha puesto en práctica el famoso dicho: “una imagen vale más que mil palabras” y se han creado varios carteles impactantes para conseguir que todo el mundo reaccione.

Parece que el tamaño de las bebidas se ha multiplicado por cuatro en las cinco últimas décadas y las raciones de algunos alimentos, como las patatas fritas y las hamburguesas, ha crecido más del doble.

Thomas Farley, responsable municipal de Sanidad, asegura que las porciones que se ofrecen son mucho mayores de las que son necesarias y piensa que esta campaña ayudará a los neoyorquinos a tomar decisiones racionales respecto a la comida.

Claro está, las cadenas de comida rápida y empresas fabricantes de refrescos se han puesto en pie de guerra. Parece que la polémica vuelve a estar servida.

Etiquetas: hamburguesas

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS