¿Las cerezas engordan?

Si hablamos de frutas de verano, siempre solemos acordarnos de las cerezas: son sabrosas, frescas y tienen multitud de propiedades.

cerezas

Si hablamos de frutas de verano, siempre solemos acordarnos de las cerezas: son sabrosas, frescas y tienen multitud de propiedades.

 

Las cerezas son muy ricas en ácido fólico, aportan hierro, fibra, vitamina C y minerales como el magnesio y el fósforo. Sin embargo, a pesar de sus virtudes, siempre se ha relacionado su consumo a un mito muy popular: engordan. Eso es falso.

 

Las cerezas son dulces, pero su contenido en azúcares naturales es igual que el de otras frutas habituales como las manzanas, las mandarinas o las peras. Es decir, el mito de que las cerezas engordan porque son muy calóricas es falso.

 

También suele decirse que las cerezas son indigestas, sobre todo si se bebe agua después de tomarlas. Eso tampoco es así: el problema está en que, al ser dulces, si tomamos demasiadas cerezas y nos empachamos es posible que nuestro estómago se resienta y podamos sufrir diarrea. Como en todo, el truco está en controlar la cantidad y no abusar.

 

¿Quieres conocer algunas propiedades de esta fruta? No te pierdas nuestra galería Propiedades de las cerezas.

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS