Dime qué problema capilar tienes y te diremos lo que debes comer

Descubre los alimentos que no pueden faltar en tu mesa en función a cada necesidad capilar. Melena envidiable, ¡allá vamos!

pelo
Imaxtree

Es tiempo de caída estacional, pero este año, golpea doblemente a consecuencia del estrés añadido por el coronavirus. Toca extremar precauciones y, además de recurrir a tratamientos específicos, revisar la alimentación y planificar una dieta que incluya los mismos activos que encontramos en los cosméticos anti-caída más potentes. Teresa Climent, farmacéutica y responsable de comunicación de la marca Nuggela & Sulé nos descubre los alimentos que no pueden faltar en nuestra mesa en función a cada necesidad capilar.

¿Se te cae el pelo?

Que no falten en tu mesa huevos, legumbres, frutos secos y pescados. La razón está en su alto contenido en vitaminas A, B y botina.

  • La vitamina A “lubrica” el folículo piloso y permite que el pelo salga con fluidez.
  • Las vitaminas del grupo B aumentan la producción de hemoglobina, que es la encargada de transportar el oxigeno por el cuerpo cabelludo.
  • La biotina es fundamental para la salud capilar. Está comprobado que su déficit provoca caída. Su misión es la de potenciar el crecimiento saludable de las uñas y del cabello.

¿Pelo frágil y quebradizo? 

Naranjas, limones, espárragos, espinacas, carnes y pescados blancos y azules. Estos alimentos son los mayores proveedores de zinc, azufre y vitamina C.

  • El zinc mejora la estructura del cabello haciéndolo más fuerte y resistente y es imbatible a la hora de aumentar la densidad.
  • El azufre tiene una doble misión. Por una parte oxigena al cuero cabelludo y por otra, aporta un extra de volumen al cabello fino y mejora su calidad.
  • Vitamina C. Resulta esencial para producir colágeno, uno de los constituyentes de la fibra capilar junto con la queratina.

¿No consigues hacer crecer tu melena?

Te has propuesto llevar el pelo más largo, pero a medida que crece –más lentamente de lo que debería- se va partiendo y parece que no gana longitud. Además de eso, no tiene brillo y está cada vez más frágil. ¡Hay que cambiar la dieta!

Huevos, levadura de cerveza, soja, vísceras de animales, verduras como las espinacas o el brócoli. Además de ser ricos en zinc y azufre, contienen otras dos vitaminas indispensables:

  • Vitamina B3. Fortalece el folículo piloso, mejora la circulación y controla la producción de grasa en el cuero cabelludo.
  • Vitamina E. Estimula el crecimiento del pelo gracias a su efecto antioxidante y contrarresta la pérdida de brillo que se produce a consecuencia del calor o las coloraciones. 
Magdalena Fraj

Magdalena Fraj

Periodista de vocación, amante de la moda y 'beauty junkie'. Con 5 años me convertí en la estilista de mi madre y en ese momento descubrí lo que quería hacer con mi vida. Soy de las que todavía siguen viendo 'Sexo en Nueva York' en bucle y que aún suspiran por un libro en papel. En mi tiempo libre me pierdo por las calles de Madrid en la búsqueda de los mejores restaurantes italianos.

Continúa leyendo