¡Operación pelazo! Todo lo que no sabías sobre la última técnica que arrasa en extensiones de pelo

Las extensiones capilares son la forma más rápida y duradera de conseguir una melena larga y con volumen. Además, te permitirán llevar una vida normal, cuidando del pelo como lo hacías hasta ahora.

Imaxtree

Las extensiones capilares son la forma más rápida y duradera de conseguir una melena larga y con volumen. Además, te permitirán llevar una vida normal, cuidando del pelo como lo hacías hasta ahora. Las puede llevar cualquier persona, pero no son recomendables cuando se sufre caída del cabello, ya que el problema se agravará.

¿Qué extensiones elegir?

Puedes optar por las sintéticas o por las de pelo natural, aunque en cualquier centro al que acudas te recomendarán las segundas. Se fundirán mejor con tu melena, su efecto será más auténtico y el tacto muchísimo más suave.

 

¿Cuánto duran las extensiones?

El cabello crece y, con él, la extensión va bajando y el largo se va desigualando. Lo normal es que las sustituyas cada tres meses, aunque si cuidas bien tu melena podrás mantenerlas hasta cuatro. Como cada pelo es diferente, la media es de entre dos y seis meses. El precio también es muy variable según la clienta, entre los 300 y los 700 euros.

¿Cómo se aplican?

 

Existen diversas técnicas. Recurrimos a Lorena Morlote para que nos explique la más revolucionaria de todas ellas: Great Lengths. Se realiza mediante un proceso automático -air pressure- por el que no es necesario manipular los mechones para colocar el nuevo cabello. Así no hay errores y todas las extensiones se ponen de forma simétrica y perfecta.

La extensión se fija con un papel termostático llamado transfer, que contiene mechones adheridos de forma alineada sobre él. Con aire a presión, se fija sobre mechones muy finos de cabello por lo que son muy cómodas de llevar y casi no se aprecian a la vista ni al tacto.

En la peluquería de LeClub utilizan extensiones con base de queratina que se aplican con pinzas ultrasonido que disuelven dicha queratina. La soldadura del nuevo mechón es invisible, no se nota y sin cámara de aire que pueda permitir que entren agentes externos que dañen la queratina como el agua o el champú. Por cierto, la mecha se fija al pelo en frío, por lo que no se daña la cutícula. Esta técnica dura unas dos horas y su precio es de seis euros por extensión, a lo cual deberemos sumar el tratamiento posterior.

Sus extensiones duran tres meses, aunque sus clientas normalmente se las retocan y cambian cada cuatro, más o menos. Si las hemos cuidado bien, notaremos cómo bajan a medida que crece nuestro pelo; en este caso existe la posibilidad de quitar las antiguas y reimplantar unas nuevas más adecuadas.

Pero actualmente no hablamos de extensiones, sino de prolongación del cabello. Y más allá de conseguir centímetros de más, Cristina Cali, de Studio C, nos cuenta cómo se utilizan ahora para aportar un extra de volumen – y cuáles son las claves de su cuidado. 

Más volumen y densidad
Ya no queremos tener un cabello más largo (que también) sino tener más volumen y densidad. “Las nuevas extensiones Système Volume de Balmain Hair Couture se aplican sobre todo en la zona frontal y lateral”, nos cuenta Cristina Cali. De esta manera, gracias a esta nueva técnica se consigue un efecto mucho más natural y que consigue un efecto “contouring” mucho más personalizado.

Aplicación express
“En solo 45 minutos podemos hacer una cabeza entera”, añade Cristina. Esto se logra gracias al nuevo sistema de fijación, exclusivo de Balmain Hair Couture, no se trabaja mechón a mechón (de un centímetro de grosor)sino que cada tira incorpora cinco mechones que se fijan simultáneamente para agilizar el trabajo.

No se ven, no se notan
“Son extensiones de cabello natural con fijación de queratina, que estropea mucho menos el cabello natural y favorece una sujeción mayor desde la raíz. El acabado es muy neutro, prácticamente imperceptible y sin molestias”, explica Cristina. Solo tendrás que preocuparte de visitar el salón una vez cada tres o cuatro meses “porque el cabello crece y el efecto puede ser diferente al deseado”.

 

 

Tipos de extensión:

Giphy


De pelo invisible
: se implantan directamente sobre el cuero cabelludo.  Se adhiere a la piel con un adhesivo, lo cual no impide que tu pelo crezca con normalidad.

De micro-ring: la mecha se adhiere con pequeños cilindros que no implican calor ni frío ni productos químicos por lo que no dañará tu cabello. Es un poco molesto a la hora de dormir o de cepillarte el pelo.

Trenzado: el método más natural, trenzando la extensión a tu mechón de pelo. Después, se fija con un hilo completamente transparente. Otra técnica que no daña la fibra capilar.

De cortina: en vez de ser un mechón unido a otro mechón, se trata de una cortina de cabello de unos 25 centímetros. El pelo está cosido o tejido a ella, y se coloca mediante un adhesivo o con un clip. Eso sí, estas extensiones te las tienes que quitar para dormir, aunque estas últimas de clip las puedes volver al día siguiente y tantas veces como quieras.

Continúa leyendo