Vídeo de la semana

Julia Roberts y 'Pretty Woman': te contamos 7 curiosidades que no sabes para celebrar el 53 cumpleaños de la actriz

La actriz sigue siendo ‘la novia de América’ desde que se estrenó la mítica película

Fue el pasado 23 de marzo cuando se cumplían 30 años del estreno de ‘Pretty Woman’, una de las películas que ya forma parte de la historia del cine y que sigue conquistando a la audiencia con cada una de sus reposiciones. Pero hasta que llegó a las salas de medio mundo y se convirtió en el taquillazo que fue y que aún hoy sigue siendo, fueron muchas las anécdotas y las curiosidades que rodearon el proyecto inicial, el rodaje y el éxito que vino después. Una de las artífices del triunfo fue su protagonista femenina. Julia Roberts saltaba al estrellato a los 22 años y con cinco películas en su haber. Hoy la estrella de Hollywood cumple 53 años y lo hace sin que nadie le haya desbancado en la categoría de ‘Novia de América’, estando en activo, disfrutando de su vida en familia junto a su marido y sus tres hijos, y compaginando su vida con su activismo feminista y solidario. Para celebrar su onomástica te traemos 7 curiosidades que no conoces sobre la película que la lanzó a la fama.

En plena era digital, llama la atención que no haya habido un reencuentro entre el equipo técnico del filme para conmemorar el 30 aniversario de ‘Pretty Woman’. Julia ya participó en el reencuentro con sus compañeros de ‘La boda de mi mejor amigo’, protagonizando una portada de película 22 años después del estreno del filme. Otro taquillazo donde compartía protagonismo con Cameron Diaz, Dermot Mulroney y Rupert Everett.

El título original era ‘3.000 $’ haciendo clara referencia al dinero que acuerda pagar el empresario a la prostituta por pasar una semana juntos. Pero la elección del título final se hizo gracias a la canción principal de la banda sonora, interpretada por Roy Orbison.

El hotel en el que se alojan existe. Es el Regent Beverly Wilshire de Los Ángeles. La suite en la que se rodó el filme tiene 372 metros cuadrados y, debido al éxito de la película, ofrece a sus clientes una ‘Experiencia Pretty Woman’ para dos personas con un Rolls Royce a su servicio, spa y entradas para la ópera. Un pack valorado en 93.000€

El guión original se reescribió hasta en seis ocasiones. En el primero de ellos, los protagonistas se besaban en la boca desde el principio y Vivian (papel interpretado por Julia Roberts) era adicta a las drogas. El final también era distinto y, aunque los dos abandonaban el hotel juntos, la limusina paraba en la calle para dejar a Vivian mientras que Edward (papel interpretado por Richard Gere) volvía a Nueva York con su novia.

La escena del collar. El momento en el que el personaje de Richard Gere pilla la mano de Julia Roberts al tocar la impresionante joya es algo que improvisó el actor en el mismo momento del rodaje. La escena quedó tan natural que así quedó plasmada en la película. El collar, que costaba un cuarto de millón de dólares, como así lo cuentan en la historia, estuvo permanentemente protegido por un vigilante de seguridad durante el rodaje.

La diseñadora de vestuario, Marilyn Vance, contó en una entrevista que la tela del mítico vestido marrón con lunares blanco, que Vivian luce en el partido de polo, la encontró en el sótano del almacén Silks and Woolens. Su primera idea era hacer un vestido largo, pero como no había suficiente tela lo cortaron hasta la rodilla y con el sobrante se completó el sombrero del look.

Gary Marshall, director de la película estuvo muy implicado en el rodaje desde el primer momento. No dudó en hacer un cameo al más puro estilo Alfred Hitchcock, e interpretó el papel del vagabundo que le dice a Richard Gere que su casa es la de Stallone. Además en la escena en la que Julia Roberts se ríe mientras está viendo la televisión tumbada en el suelo minutos después de llegar al hotel, Marshall le estaba haciendo cosquillas en los pies para que la actriz soltara una sonora carcajada.

 

Continúa leyendo