El potente gesto de Chipiona a favor de Rocío Carrasco y contra los Mohedano

La casa de Rocío Jurado en Cádiz amanece con pintadas a favor de Rocío Carrasco y Gloria Mohedano intenta borrarlas. Toda una declaración de intenciones

Rocío Carrasco no está sola. Desde el primer momento en el que decidió contar su verdad para seguir viva, la hija de La más grande ha obtenido el férreo apoyo de un gran sector de la sociedad, que lo manifestaba en redes sociales, donde se agrupaban en etiquetas o hashtags. Lejos de desvanecerse, ese arropo ha dado un paso más en las últimas horas con un gesto clave que habla a las claras de quién está de un lado y quién del otro.

Rocío Jurado casa Chipiona
Gtres

La casa de Rocío Jurado en Chipiona ha amanecido con pintadas a favor de su hija. El mural, convertido desde hace tiempo en un lugar de culto y tributo a la cantante, registra desde hace unas horas nuevos escritos, cuanto menos relevantes. El pueblo que vio nacer a la intérprete de Señora ha dictado sentencia y apoya a Rocío Carrasco con mensajes del tipo: “No estás sola”, “Te creemos Rociito” o “Rocío Flores llama a tu madre”.

Casa Rocío Jurado
Gtres

Los escritos en el mural blanco han tenido reacción inmediata por parte de la otra parte del conflicto. Gloria Mohedano, heredera del que fue hogar de la Jurado, ha tratado de borrarlos, tal y como ha informado El Programa de Ana Rosa. Un gesto que deja evidente su malestar y disconformidad. La casa Mi Abuela es todo un emblema de la familia. Durante décadas, la artista reunía a toda la familia cada 8 de septiembre para celebrar la salida en procesión de la Virgen de la Regla, fiesta religiosa que se festeja con gran fervor en Chipiona. La imagen de toda la familia asomada en el balcón de la finca es muy popular dentro de su álbum de fotos personal.

Chipiona Rocío Jurado
Gtres

Este novedoso hecho es muy noticiable, además de un gran aliento para ella, justo en un momento delicado y donde sus lazos familiares están más agrietados que nunca. La emisión de Montealto ha servido para remover de nuevo sentimientos que parecían enterrados. Todo ello en un compás de espera para la llegada de En el nombre de Rocío, donde Carrasco contará también con el apoyo de la que ella ha bautizado como “mi familia no mediática” y donde desvelará con pruebas por qué no mantiene relación con los Mohedano.

Entre esos miembros no conocidos se encuentran Rocío y Ana, primas de Rocío Jurado; Manolín y Antonia, tíos de la cantante; Antonio Jurado, primo de la artista; y María José y Belén, hija y prima de la familia de los Mohedano. “Nadie los conoce porque se han mantenido al margen, la han respetado porque les pidió mantenerse en silencio”, decía Rocío Carrasco en la pasada entrega de Montealto.

Son tiempos convulsos para una Rocío Carrasco que sigue en la lucha por demostrar su verdad y desenmascarar a la familia Mohedano, que durante tantos años ha estado en su contra. De la mano de Mediaset, utiliza cada una de sus intervenciones para destapar algún dato nuevo. Sin ir más lejos, el pasado viernes confesó que el verdadero amor de su madre no era Ortega Cano sino Pedro Carrasco. Fue durante el programa que recreó la casa de su madre en La Moraleja. En ese especial, Rocío también lanzó una durísima indirecta hacia el diestro cuando estaban hablando de su complicada adolescencia. “Por cosas de la edad, pude portarme de forma irregular, pero en ningún caso de forma ilegal o delictiva (…) yo no bebo y cojo coches”, dijo en clara referencia a la condena que tuvo que afrontar el viudo de su madre en 2015, culpable de homicidio imprudente y conducción temeraria.

En el horizonte más cercano tiene una fecha de lo más ilusionante. Será el próximo 8 de marzo, en el Wizink Center de Madrid, cuando un ramillete de mujeres muy conocidas como Pastora Soler, Edurne, Beatriz Luego, Rigoberta Bandini, Ruth Lorenzo, Lorena Gómez, Ana Guerra o Anabel Dueñas homenajearan a Rocío Jurado, interpretando algunas de sus canciones en un día tan señalado como el Día de la Mujer. La hija de la chipionera se ha volcado con este proyecto, cuya recaudación de la venta de entradas irá destinada a fines benéficos. Si se quiere acudir, aún quedan tickets disponibles en la web del recinto de eventos, a cambio de precios que oscilan entre los 40 y 90 euros.

 

 

Alberto Ardila

Alberto Ardila

Contando historias objetivas desde mi objetividad y con la pasión del primer día.

Continúa leyendo