El último e inesperado varapalo que ha sufrido Iker Casillas

La candidatura del exmadridista a la presidencia de la RFEF se ha complicado tras haberse adelantado las elecciones

La candidatura a la presidencia de la RFEF se complica para Iker Casillas. Tras dejar el Real Madrid, el marido de Sara Carbonero fichó por el Oporto en 2015. Cuatro años más tarde, el portero sufrió un infarto de miocardio durante un entrenamiento que más tarde le obligaría a anunciar su retirada deportiva. Pero lejos de quedarse parado, el futbolista apostó por otras metas al anunciar su candidatura a las elecciones a la presidencia de la Real Federación Española de Fútbol, que se disputaría frente al vigente presidente, Luis Rubiales.

El guardameta afirmó estar viviendo esta nueva etapa con gran ilusión y con posibilidades de derrocar al actual ocupante “Sí, me presentaré a la presidencia de la RFEF cuando se convoquen las elecciones. Juntos vamos a poner a nuestra Federación a la altura del mejor fútbol del mundo: el de España”, confirmaba Casillas en sus redes sociales. Tras varias reuniones con el Consejo Superior de Deportes, esta misma semana Iker conoció la decisión del adelanto electoral en la Federación, lo que podría suponer un resultado no favorable para el exjugador blanco.

“Es una situación que le perjudica frente al otro candidato, Rubiales”, explicó uno de sus asesores. Esta noticia provocó que la reunión de Casillas con la presidenta del Consejo Superior de Deportes, Irene Lozano, fuera más tensa de lo normal. Pero ni el enfado del futbolista ha hecho que la decisión de un paso hacia atrás, y las elecciones tendrán lugar justo antes de la Eurocopa, durante la primera quincena de junio.

No obstante, ni este varapalo ha hecho que Casillas retire su candidatura “Sigo en la carrera electoral, mi candidatura sigue”, afirmaba el futbolista para los medios. A pesar de haber sido gravemente perjudicado ante tal situación, las ganas que tiene Iker por afrontar este nuevo reto son mucho mayores que todos los inconvenientes que puedan suceder.

Si no ocurre ningún inconveniente, el Gobierno comunicará que la Federación Española de Fútbol y la de Baloncesto adelantarán sus comicios para garantizar que se puedan celebrar en año olímpico, además de por otros motivos, como la propuesta conjunta de España y Portugal para organizar el Mundial de 2030, después de que se celebren en Qatar y Estados Unidos los años anteriores.

Iker Casillas, Sara Carbonero
Gtres

Pero lo cierto es que el de Móstoles no está pasando por un buen momento. Antes de que se anunciara esta noticia desfavorecedora para su candidatura, el hogar de él y su pareja en Oporto fue registrado por un presunto fraude fiscal y blanqueo de capitales, que además de implicarle a él, salpican a otros compañeros desde entrenadores hasta directores.

Continúa leyendo