Kiko Rivera arremete duramente contra su madre: “Te has vendido como la viuda de España toda la vida”

El hijo de Isabel Pantoja ha dado un golpe en la mesa tras los últimos acontecimientos familiares.

Dice una conocida estrofa de Isabel Pantoja “la leña arde”, una frase que simboliza todo lo que está ocurriendo en el clan familiar después de que el pasado 17 de octubre, con Kiko Rivera sentado en ‘Sábado Deluxe’, se descubriera que la relación entre madre e hijo no atravesaba un buen momento. Pero lo que no intuíamos es que, con la llamada de una madre afligida, tras la confesión de su hijo en directo admitiendo que atraviesa por una depresión, la guerra familiar empezaría semanas después. A lo largo de estos quince días ha sido mucho lo que se ha hablado y siempre se apuntaba a problemas económico porque, según se llegó a comentar “mamá le ha cerrado el grifo al niño”. Harto de mensajes de la tonadillera, de especulaciones y de acusaciones, Kiko Rivera ha dado un golpe en la mesa y ha decidido explicar su realidad sin miramiento alguno.

El DJ ha dado una exclusiva a la revista ‘Lecturas’ donde cuenta cómo está la relación con su madre, cómo es como abuela, qué ocurría en los conflictos con su hermana, y cuál es su objetivo a corto plazo en lo referente a la herencia de su padre. Ya lo anunciaba Mila Ximénez el lunes en su programa. Ella ha sido artífice de esta entrevista con el hijo de la artista y explicaba que, como así ha sido, Kiko habla como nunca antes lo ha hecho. A pesar de que ha sido un desahogo para él, lo cierto es que admite que nunca le hubiera gustado haber hablado. Pero las circunstancias y la actitud de su madre le han empujado a hacerlo. Dolido por cómo ha tratado su madre haberle escuchado contar que padece una depresión, ha sido algo que le ha hecho estallar. “Dice que estoy vendiendo mis penas. ¿Tú me dices eso a mí que te has vendido como la viuda de España toda la vida?¡No eres nadie para darme consejos!”, dice con sumo dolor.

El distanciamiento con su madre no es algo que se haya fraguado a lo largo de estas semanas. Es una situación que viene de tiempo atrás y eso implica los conflictos que han vivido con su hermana Isa y que incluye la distinción que hace la intérprete de ‘Marinero de luces’ entre sus nietos. Según su hijo, la Pantoja solo ve a sus nietas cuando él las lleva a Cantora, y se queja de que solo ejerza de abuela con su sobrino a quien sí va a recoger al colegio. Pero esa distinción entre nietos también es extensible a los hermanos. Y así lo dejó claro la cantante en su momento: “Mi madre dijo: ‘Que no se olvide nadie que aquí la única Pantoja es mi hija. Ni mi hijo es Pantoja, es Rivera”.

Y como Rivera que es, Kiko ha pedido revisar el testamento de su padre. Han sido muchas las voces, en especial las de sus hermanos mayores, las que a lo largo de estos 36 años desde que falleció su padre, le ha oído decir que no se había cumplido con las últimas voluntades del torero gaditano. Y él está dispuesto a averiguarlo, a pesar del miedo que le supone la intuición que tiene, “sé que algo pasa”. Pero lo tiene claro y es firme en su decisión: “Si no se ha cumplido me voy a encargar de que se respete su voluntad”.

Continúa leyendo