Meghan Markle se defiende de las críticas: “es demasiado buena para ser de la familia real”

Nick Ede, el relaciones públicas que trabajó con Meghan Markle para lanzar su carrera en Inglaterra, defiende a la ex actriz de las recientes críticas que la tachan de “trepa”.

Getty

Según las últimas informaciones llegadas desde Gran Bretaña, Meghan Markle, de 37 años de edad, estaba pensando en mudarse a Londres para relanzar su carrera mucho antes de conocer al príncipe Harry, de 34 años. O al menos eso es lo que asegura el famoso filántropo y relaciones públicas Nick Ede, de la prestigiosa compañía M&CSaatchiMerlin.

Nick Ede fue quien trabajó codo con codo con  Meghan para que la intérprete de la serie ‘ Suits’ pasara de ser una estrella de televisión y diera el salto a la fama mundial. Al parecer, Meghan pensaba que una estupenda manera de hacerlo era trasladarse a Europa y alejarse de Hollywood.

Aunque la serie le sirvió de mucho más ya que, según informaciones de ABC, Channel 4, el Príncipe Harry ya estaba enamorado platónicamente de la actriz estadounidense Meghan Markle desde hace dos años. El benjamín de los Windsor quedó hipnotizado de Meghan cuando la vio la serie "Suits”, asegurando que era su mujer ideal.

Poco después, en julio de 2016 y a través de un amigo común, Markus Anderson, Harry tuvo su primera cita con Meghan en el Soho House 76 Dean Street de Londres.

Pero, antes de que esto pasara y según declaraciones del publicista, Meghan habría intentado relacionarse con hombre británicos para dar el salto a Europa. De hecho, fue el propio Nick Ede quien propuso que Meghan asistiera en 2013 a la Global Gift Foundation junto al modelo británico Oliver Chesire

Desde entonces, el gurú de las relaciones públicas ha trabajado con Meghan, mano a mano, y no ha cesado en elogiar a la actriz, tan es así que según declaraciones realizadas a MailOnline dijo que la estrella estadounidense es "demasiado buena" para la familia real. "Ella cumple todos los requisitos, desde la forma en que mira a la forma en que piensa y habla", dice a MailOnline.

En sus declaraciones, Ede afirma que Meghan es una mujer metódica que piensa en todo antes de actuar y que “no hay nada malo en ella”. Aunque hizo referencia a que Meghan metió la pata el pasado mes de febrero cuando escribió mensajes de apoyo en unos plátanos en la visita a un centro de trabajadoras sexuales.

Aunque Meghan está intentando mejorar su protocolo no es algo fácil. La Duquesa de Sussex ya comenzó a pulir su nuevo perfil en la casa real británica en abril del 2017, cuando cerró su página web The Tig, un gesto que muchos indicaron como su primer paso en su carrera para convertirse en princesa.

¿En busca del 'soltero de oro´?

Nick Ede ha opinado sobre Meghan que “nunca da puntada sin hilo” y que antes de que conociese al príncipe Harry estaba tratando de encontrar a algún  soltero para poder introducirse en la sociedad británica.

De hecho, los tabloides ingleses ya han señalado a quien podría ser el “soltero de oro” que buscaba Meghan, fue un cantante ganador de un reality show de los más conocidos del mundo: X Factor.

La periodista Lizzie Cundy ha revelado que Meghan duquesa le pidió "que la ayudara a encontrar a un hombre británico famoso", meses antes de conocer al príncipe Harry. Afirmó que se hicieron amigas durante una cena benéfica en 2013.

"Estábamos teniendo una conversación, y luego ella dijo: '¿Conoces a alguien famoso? Estoy soltera y me encantan los hombres ingleses', así que, dije: 'Saldremos y encontraremos a alguien'", ha recordado Liuzzi Cundy.

Y, al parecer, el deseo de conocer a un hombre inglés se cumplió. En agosto de 2017 y con motivo del cumpleaños número 36 de Meghan, Meghan y Harry se escaparon de viaje romántico por África y en septiembre, a la vuelta de las vacaciones, Markle hablaba por primera vez de su relación en una entrevista. "Somos dos personas que están felices y enamoradas", confirmó.

Ese mismo mes, el día 25 exactamente, se produce la primera aparición de la pareja en un acto público: acuden, tomados de la mano, a los Juegos Invictus, evento deportivo para atletas paralímpicos creado por el príncipe Harry y que, en esa ocasión, se llevaba a cabo en Toronto.

Tras ello, y con la entrada en la última parte del año, la actriz comunica a los productores de "Suits" que deja la serie con el objetivo de avanzar hacia su compromiso matrimonial. En noviembre, Meghan Markle abandona Toronto y se establece en Londres.

¿Será cierto lo que opinan algunos de Meghan o todas las habladurías son fruto de la envidia?

Continúa leyendo