Miguel Ángel Silvestre y su extrema tristeza

El actor aprovechó el 19 de marzo para recordar a su padre y cómo le contó algunas de sus anécdotas más intimas

La crisis sanitaria propiciada por el coronavirus ha hecho que los celebrities saquen su lado más sensible con sus fans. Muchas caras conocidas están haciendo uso de sus redes sociales más que nunca para contarles algunos de sus secretos mejor guardados a todos sus seguidores. Uno de ellos ha sido Miguel Ángel Silvestre.

El actor vivió ayer su primer ‘Día del Padre’ desde que falleciera su progenitor hace dos años, suponiendo esto una gran pérdida para toda la familia y sobre todo para Silvestre, que define a su padre como “un padre mágico en el que se podía confiar”. Tanto es así, que quiso compartir con todos sus seguidores el momento en el que le contó a su padre que había perdido la virginidad.

“Recuerdo el día que perdí la virginidad. Llegué a casa a las 3:00 a.m. y le desperté. Nunca le molestaba que le despertara a esas horas”, explicó ‘El Duque’. Y es que aunque fuera muy tarde, no había día en el que Miguel Ángel y su padre no comieran leche con galletas de madrugada contándose algunos de sus secretos, en este caso, el de cómo hizo el amor por primera vez.

El de Castellón de la Plana comentó a su padre que no le había gustado mucho la experiencia, pero este contestó: “No te preocupes, eso es porque estarías nervioso. Ya le pillarás el gusto, ya”. Entre risas, el actor aprovechó para decirle lo mucho que le quería, “y yo hijo, ahora a dormir”, contestaba su padre.

Unas horas antes, ‘El Duque’ había publicado una foto junto a su padre en su Instagram en la que había aprovechado para sincerarse por completo sobre sus sentimientos: “Te echo mucho de menos Papá. Hubiera estado muy bien pasar juntos esta cuarentena . Tú serenidad me daba mucha confianza.
Te haría mil preguntas que nunca te hice...hay cosas de ti que no sé, lo que si que sé, es que contigo estaba a gusto. Pero ahora, hay tantas cosas que me intriga saber de ti.”, escribió el intérprete junto a una instantánea de ambos en la nieve.

No cabe duda de que Miguel Ángel, que se había mostrado como una persona verdaderamente familiar frente a las cámaras, sufrió muchísimo con la pérdida de su padre. Pero el actor ha tenido que seguir hacia adelante en su trayectoria profesional y junto al resto de su familia. Últimamente ha admitido estar pasando más tiempo con su madre y su hermana, después de haber encontrado la manera para compaginar lo personal y lo profesional sin dejar de lado ninguno de estos dos ámbitos.

Continúa leyendo