La rabia rubia de Iggy Azalea

La siguiente diva del rap se llama Iggy Azalea: Cuídate mucho de no confundirla con otras.

La rabia rubia de Iggy Azalea

Iggy Azalea

Una de las señas de identidad de una artista del rap es su nombre de guerra. En este particular la señorita Amethyst Amelia Kelly, nacida en Sidney en 1990 y conocida como Iggy Azalea, lo tenía casi todo en contra: aspiraba a ser la nueva sensación del rap femenino cuando la sensación del rap femenino del momento se llamaba Azealia Banks.

A pesar de eso, ya nadie las confunde. La australiana está perfectamente localizada en el radar del hip-hop y también en el de la moda. En 2014 lanzará su primer álbum de estudio, "The New Classic", y su metro ochenta y supermelena oxigenada han aparecido en portadas y campañas de Levi’s. Como buena rapera, no sabe lo que es mantener un perfil bajo.

En los últimos premios MTV apareció con un estilismo "experimental" –por llamarlo de alguna manera– e hizo una sonada colaboración con Robyn Thicke. Anteriormente había acusado a Miley de robarle el twerking, ese polémico y poco cristiano estilo de baile que consiste en flexionar las rodillas, bajar la espalda y levantar rítmicamente los glúteos. Iggy dijo que llevaba haciéndolo en escena dos años cuando la exniña Disney se lo copió. Porque, a pesar de sus 23 años, la australiana tiene mucha carrera a sus espaldas. Llegó a Miami desde su país natal a los 16, se pagó el viaje con lo que había ganado limpiando habitaciones de hotel y sus primeros éxitos fueron vídeos caseros que se hicieron virales.

En su single "Work" insiste en que todo lo tiene por mérito propio: "la gente habla demasiado / pero no saben una mierda sobre el lugar del que vengo / o los suelos que he tenido que fregar para llegar hasta aquí". Todo un ejemplo de perseverancia, chicas.

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS