Vídeo de la semana

Meghan Markle ha vuelto a Instagram

Y sus seguidores en la red social se han vuelto locos. Literalmente. Nosotras debemos confesar que también y es que, esto no nos lo esperábamos.

Meghan Markle ha vuelto a saltarse el protocolo. Y no, esta vez no tiene nada que ver con un escote inapropiado, con un gesto mal visto por la casa real británica ni por deshacerse en carantoñas con su marido en público (por esto último, ¿quién la puede culpar?). Si no que su latest -así, para ponernos en contexto british- travesura de duquesa moderna ha sido volver a Instagram. Sí, como lo lees. Meg se ha saltado LA GRAN regla de la queen Isabel II.

La actriz, que había sido una gran usuaria de la red para promocionar su trabajo, sus pinitos en la moda y su blog, dio de baja su cuenta en 2017 debido al estricto protocolo que prohíbe que los miembros de la familia real tengan cuenta propia en las redes sociales (bueno, esto, como todo: tiene algunas excepciones). Desde entonces, tuvimos que decir adiós a Meg en el mundo virtual hasta que ayer, la royal decidió volver a abrir su cuenta. ¿Sus seguidores? Se quedaron patidifusos con el suceso (véae nosotras). 

Por unos momentos pudimos volver a ver las instantáneas de la ex actriz en todo su esplendor. Selfies, fotos de estar por casa... Y cuando parecía que Meghan se iba a convertir en la duquesa más malota habida y por haber por desafiar así las reglas... volvió. Pero no mucho. 

Porque la cuenta ha vuelto a desactivarse por arte de magia. En pleno huracán Meghan, todo apunta a que la duquesa querría recuperar la red social para hacer frente a los rumores que circulan sobre su persona, o al menos, eso han establecido fuentes cercanas a la duquesa. 

En este real (¿estamos súper originales hoy, verdad?) juego de papeles en palacio -esto tiene una trama más enrevesada que la de Suits-, la duquesa está quedando como la mala y es que, las informaciones que se están filtrando no la dejan en muy buen lugar ya que afirman, que sus exigencias son desmedidas, que está intentando alejar a Harry de la familia y que su relación con Kate Middleton es de todo menos idílica en un entorno en el que hasta ahora, reinaba la paz y la tranquilidad. 

 

Para muchos este hecho ha sido una declaración de intenciones de que la duquesa, quiere seguir rompiendo el protocolo y creando nuevas reglas más modernas que se ajusten a su personalidad. Para otros, es obvio que su cuenta ha podido ser manipulada y por lo tanto, ella no tendría nada que ver en el asunto. Y para otros muchos, el suceso no tiene mayor importancia ya que hay otros miembros de la familia real que tienen una cuenta de Instagram oficial propia, como por ejemplo, Sarah Ferguson que comparte con sus seguidores sus aventuras y las causas en las que está involucrada. Pero claro, Sarah no es la esposa del príncipe Harry...

Sea como fuere, queda claro que la duquesa por una razón u otra, siempre es noticia. Ay, Meghan... es que es una detrás de otra. La reina Isabel no gana para disgustos y tú, con tu royal baby bump y un bebé en camino, no deberías darnos tantas sorpresas. Que sí. Pero no. Nos has dejado en la más profunda incertidumbre... 

Solo el tiempo dirá que decide hacer la duquesa, pero como siga el camino elegido hasta ahora, todo indica una cosa. 

Meghan IS BACK. En Instagram, decimos. 

Continúa leyendo