Mario Casas, con mocasines y a lo loco

El actor se viste de esmoquin y, para darle un toque de modernidad a todo el asunto, se calza unos mocasines de charol sin calcetines.

g
Mario Casas de Caramelo

- La pregunta es, ¿por qué? En primer lugar los más puretas dirían que con esmoquin no se visten mocasines, porque el mocasín es, para los más puretas, un zapato de mañana, y a muy estirar, de tarde. Es un zapato que tiende a lo deportivo.

- Con esmoquin, para los más puretas, habría que vestir slippers o zapatos de cordones, y a poder ser de charol.

- Y calcetines, de hilo, negro o azules, o sea entonados con el pantalón (si fuera azul) y/o con el zapato.

- Pero entonces llega el bueno de Casas y aparece en la inauguración del Festival de Málaga con esmoquin de pantalones cortados por los tobillos (a la manera de Thom Browne), mocasines y sin calcetines… y claro el debate dandi se pone a funcionar.

- Aquí, después de pasar varias noches en vela a causa de este particular, hemos llegado a la conclusión de que el actor puede salir de casa como le dé la gana, que para algo es él quién es (o sea, una estrella) y porque vivimos en democracia, que ese es un factor del que se habla muy poco, pero que es fundamental para que cada uno salga a la calle con lo que mejor le parezca. ¿Si Emilio Aragón calzaba bambas con esmoquin, allá en los noventa, cuando presentaba VIP Noche, qué le impide, 25 años después, a este actor vestir esmoquin con mocasines? ¿Si hay gente que sale por la mañana con jeans y una americana de esmoquin a modo de blazer, por qué preocuparse por los pies de Mario?

- Si, y este punto es fundamental, los indios norteamericanos, que fueron los inventores del mocasín, lo vestían sin calcetines (de hecho, lo vestían todo sin calcetines…), ¿qué impedimento hay en hacerlo hoy tal que así? Ninguno.

- La persona encargada del vestuario y del estilismo del actor habrá pensado que hacerlo le dota al look de un punto de modernidad. Realmente no hace ninguna falta aquí ser moderno, porque el esmoquin es, per se, un traje tremendamente moderno, no hace falta aliñarlo demasiado con nada. Pero es verdad que los mocasines sin calcetines, en este contexto, lo rejuvenecen, le quitan hierro, gravedad, le quitan importancia. No llevar calcetines aquí aporta frescura que, insistimos, no hace ninguna falta, pero ya que están…

- Otra asunto sería que el esmoquin lo hubieras de vestir para ir a un baile, invitado por Obama, a la Casa Blanca. Eso ya sería todo otro asunto.

- También es cierto que los calcetines protegen de roces y evitan, de algún modo, una sudación inadecuada, eso también es verdad.

- Lo que pasa viendo esta imagen del actor, es que el problema no es tanto lo de del esmoquin con mocasines y sin calcetines, sino que se haya puesto un cinturón, descartando el fajín… Porque claro, los puretas te dirían que el esmoquin se viste con fajín, nunca con cinturón…. Claro que esta ya es otra historia y que los puretas son agotadores.

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS