Marie Claire

Tamara Falcó desata la pasión con Iñigo Onieva en su primera noche como marquesa de Griñón

La pareja derrocha besos y caricias dejando claros sus sentimientos

Tamara Falcó es hoy noticia al ser claro y notorio su nuevo romance con Iñigo Onieva, un atractivo joven que es diseñador de coches y con el que ha iniciado un noviazgo que la tiene muy ilusionada. Tras mantener en secreto su relación sentimental el tiempo que han podido, el interés por la hija de Isabel Preysler y el fallecido Carlos Falcó ha hecho que el idilio de la pareja trascienda a la opinión pública. Tan fuerte es lo que sienten el uno por el otro que no les importan las miradas y dan rienda suelta a su pasión en cuanto están juntos. Por eso, aquí os mostramos a la inminente marquesa de Griñón completamente entregada a su enamorado y ofreciéndose ambos apasionados besos. ¡Aquí tienes las imágenes!
Fue justo anoche cuando fueron tomadas estas imágenes de la que hoy ya es marquesa de Griñón. Mientras cenan con unos amigos, posiblemente para celebrar su recién estrenado marquesado, Tamara e Iñigo no pueden dejar de besarse, acariciarse y ofrecerse todo tipo de gestos de cariño. Es un noviazgo incipiente y los dos están sumamente ilusionados, no pudiendo evitar esos sentimientos que les ha llevado a tomarse con naturalidad su relación y llevarla a la normalidad, ya que ambos están muy seguros de que lo suyo tiene un largo futuro por delante. Y… ¿cómo está Tamara tras esta revelación?... pues muy nerviosa y así lo ha dejó ver claramente durante un almuerzo del que disfrutó en un restaurante de Madrid junto a varias amigas, con anécdota incluida. Ha sido todo un momentazo el que ha protagonizado Tamara Falcó a la salida del establecimiento donde compartía mesa con sus colegas.
Luciendo un abrigo beige, la correspondiente mascarilla, eso sí, muy coqueta con mariposas estampadas, y una bolsa donde llevaba algunas compras, a la cocinera y diseñadora le ha traicionado el nerviosismo al ver un montón de fotógrafos y cámaras de televisión esperándola para preguntarle por su reciente noviazgo con Iñigo Onieva. Intentando hacer como si no pasara nada, una vez traspasada la puerta del local para salir a la calle, se ha abierto camino entre los reporteros para dirigirse al coche que la esperaba para llevarla de vuelta a su casa.

Con ese aire simpático e intentando huir de la prensa y sus preguntas sobre Iñigo Onieva, la también influencer y colaboradora televisiva ha ido derecha a un coche y al abrir la puerta con rapidez se ha dado cuenta de que ha abierto el vehículo de un desconocido. ¡Este no es el coche!, afirma Tamara tras jugarle los nervios una mala pasada. ¡He entrado en un coche que no es!... y tras preguntarle a su amiga que la observa risueña ambas se suben finalmente en el correcto.
tracking