Marie Claire

El carácter femenino de la Casa de Alba: Eugenia, Tana o Sofía Palazuelo

Cada una con su personalidad, marcan un estilo y algunas son iconos de moda

Si Cayetana Fitz-James Stuart, duquesa de Alba, levantara la cabeza estaría muy orgullosa del legado femenino que ha dejado entre sus herederas, unas mujeres que pisan fuerte, con un marcado carácter y que no se amedrentan ante nada, forjando cada una su propio destino. Pertenecientes a la aristocracia de alto abolengo, la mayoría ha preferido permanecer en un segundo plano en lo que respecta a ejercer demasiado protagonismo social, si son invitadas de excepción en numerosos eventos, ya sean de moda, actos benéficos o diferentes celebraciones, donde destacan por su elegancia, sus peculiares ‘outfis’ y gran personalidad.
A la cabeza de este clan se encuentra Eugenia Martínez de Irujo, de 52 años, a la que su madre legó, además del título de duquesa de Montoro, el gusto por el arte y la pintura, dedicándose recientemente a realizar una serie de cuadros que han sido subastados de manera solidaria a beneficio de la Fundación Querer, que ayuda en la educación, investigación, difusión y concienciación social para niños con necesidades especiales derivadas de enfermedades neurológicas. Otra de las características que ha heredado de su progenitora, a la que cada vez se parece más, es ese aire bohemio y creativo que la ha llevado a ser diseñadora de joyas para la firma ‘ Tous’, plasmado en las piezas elefantes, estrellas, flores o lunas en unos collares, pulseras o pendientes que tienen mucho éxito.
Dos de las féminas a las que hay que tener en cuenta son la hija de la propia Eugenia y Francisco Rivera, Cayetana Rivera, a la que todos llaman Tana, y Amina Martínez de Irujo, nacida de la anterior relación de Cayetano Martínez de Irujo con Genoveva Casanova. Son las más jóvenes y tienen toda la vida por delante, pero ya despuntan por su belleza, siendo el orgullo de sus padres.

En esta lista no puede faltar Sofía Palazuelo, la mujer de Fernando Ftiz-James Stuart, hijo del actual duque de Alba, quien por su gusto y elegancia se ha convertido en todo un ejemplo a la hora vestir, siendo muy imitada, como también ha seguido este camino, pero de manera más profesional, Inés Domecq, la casada con Javier Martínez de Irujo, que es un auténtico icono de moda. Por otra parte, hay que añadir a Brianda, hija de Jacobo Fitz- James Stuart y su anterior esposa Eugenia Fernández de Castro, y por supuesto, a Belén Corsini, novia de Carlos Fitz-James Stuart, el segundo hijo del duque de Alba, quien aunque siendo la última en unirse al este ranking, tiene mucho que aportar para elevar aún más la imagen de las mujeres de la Casa de Alba. Conócelas un poco más a continuación.
tracking