Ford renueva el Ranger, el pick-up más vendido de Europa

El pick-up de Ford llega con una imagen renovada, un arsenal tecnológico adaptado a las necesidades actuales y motores más potentes.

El mundo automovilístico es muy curioso y variado. Hay coches de todo tipo. Deportivos, berlinas, todocaminos, todoterrenos, pick-ups, utilitarios, microcoches, cuadriciclos. Todos con sus virtudes y defectos. Todos perfectos para un tipo de cliente en particular y adaptados a las regiones en las que se comercializan. Un ejemplo perfecto son los pick-ups, los vehículos favoritos en Estados Unidos, porque concentran todas las características que buscan los estadounidenses en un coche en un mismo vehículo. Hablamos de motores grandes y poderosos, de capacidad de carga, de habitabilidad y fiabilidad. En Europa nunca han sido el segmento más popular, hasta que llegó el Ford Ranger.

Y es que, pese a que siguen lejos de ser superventas, los pick-up son un segmento bastante vendido en el mercado. Sus cualidades los han colocado como buenas opciones para aquellos que buscan un coche versátil y que son capaces de sacrificar cierto dinamismo en favor de espacio, comodidad, seguridad y capacidad de cargas. El Ranger de Ford ha sido solo el coche que ha hecho explotar el segmento en Europa. Hasta octubre son 45.539 las unidades del pick-up en Europa, acumulando ya el 39,9% de la cuota de mercado. Es el rey absoluto. Pero todo rey debe también renovarse y eso es lo que ha hecho Ford.

Cambios que marcan la diferencia

Ford
Ford

Cómo hacer que un coche exitoso lo siga siendo tras su renovación es la gran incógnita, pero Ford ha sabido trasladar al Ranger lo que el mercado busca actualmente en el coche. A una estética más elegante, gracias a sus nuevos grupos ópticos y la nueva parrilla, que además es más imponente, maximizando su robustez y llamativa imagen, se le ha añadido una carga tecnológica muy importante gracias a la introducción de los sistemas conectados de Ford y de la capacidad de gestionar ciertas funciones gracias a una aplicación de telefonía móvil, así como con la introducción de lo último en seguridad.

En el interior además, llega una enorme pantalla vertical de 10,1 o 12 pulgadas, según el acabado elegido para gestionar el sistema SYNC4, el sistema operativo más avanzado de Ford hasta la fecha. También el cuadro de instrumentos es digital. Estos dos elementos tan modernos se introducen en un habitáculo que mantiene una esencia clásica y robusta, pero afinada, que no desentona con los estándares modernos de diseño en el sector del automóvil.

Muy versátil

Ford
Ford

No es solo el Ranger un coche para trabajar, aunque está claro que sobresale en ese apartado gracias a soluciones como el portón de la caja, convertible en una mesa de trabajo con regla integrada y con pinzas. Este pick-up es un coche con el que viajar se hace tremendamente fácil. A su innegable capacidad de carga se le suma una oferta mecánica adaptable a cualquier necesidad, pasando de un motor turbo de cuatro cilindros, a un biturbo o a un V6 biturbo más potente para facilitar la carga y el remolque.

Además, hay que contar con su sistema de tracción total con reductoras, capaz de sacarlo de los terrenos más complicados sin demasiado problema. Su espacio interior, además, permitirá realizar viajes en familia o con amigos. El Ranger es el coche total, aunque en las ciudades tendremos que tener cuidado.

Continúa leyendo