¿Qué debo tener en cuenta a la hora de viajar con mi gato?

¿Estás planeando un viaje y quieres llevar a tu minino contigo? Esto es todo lo que necesitas saber.

¿Qué debo tener en cuenta a la hora de viajar con mi gato?

Los gatos son animales sedentarios y territoriales, por lo que necesitan un buen proceso de adaptación cuando se encuentran en un nuevo lugar. Estos pequeños felinos necesitan estar cómodos y seguros para sentirse bien. Teniendo en cuenta su carácter, no nos extrañaremos al saber que los gatos no son demasiado amigos de los viajes.

Y así, llega el momento de irse de vacaciones y toca decidir: ¿nos llevamos a nuestra mascota o la dejamos en casa?

Debemos saber que un gato necesita mínimo dos días para reconocer el lugar, impregnarlo de sus feromonas y acostumbrarse a los nuevos ruidos y personas que le rodean. Además, los viajes largos suponen para ellos un estrés importante, así que la mejor opción es no llevarlos con nosotros. Los expertos recomiendan que, en caso de que el viaje sea corto (menos de una semana), es mejor dejarlos en casa y encontrar a alguien que los visite a diario y pueda atender sus necesidades: cambiar la arena, ponerle agua limpia, comida, e incluso hacerle compañía.

No obstante, si vuestras vacaciones van a ser largas, no tenéis opciones de dejarlo con alguien o, simplemente, habéis decidido llevarlo con vosotros, es importante que sigáis algunos consejos que os damos desde TerranovaCNC.

El transportín

Ya habréis notado que, cada vez que queréis llevar a vuestro gato a algún sitio, no hay forma de que quiera entrar en el transportín. Esto es debido a que lo relaciona con salidas a lugares desconocidos o que no le gustan, como por ejemplo el veterinario. Es importante que, además de adaptarlo para que le resulte cómodo y agradable, lo dejéis siempre a la vista cómo si formase parte del resto de mobiliario de la casa. También podéis darle algo que le guste para comer cada día dentro del transportín, para que el pequeño felino se acostumbre a él, coja confianza y no le resulte tan desconocido.

Existen diversos tipos de transportines, los más seguros son los de plástico con puerta lateral, ya que son más rígidos que los de tela y no dan tanto calor en verano. Sobre todo, el transportín debe ser lo suficiente grande para que el pequeño pueda levantarse y dar la vuelta con facilidad.

Para este proceso os puede ser de gran utilidad un spray que reproduce la feromona facial de los gatos, y permite reducir el estrés causado por diferentes situaciones.

¿Qué debo tener en cuenta a la hora de viajar con mi gato?

Viajar en avión

Algunas compañías aéreas permiten que tu gato viaje contigo en cabina, mientras que otras (la mayoría), te obligan a dejarlo en bodega. Si tienes que coger un avión y no te permiten subirlo contigo, tienes que tener en cuenta varios factores.

En primer lugar, la mejor opción es embalar el transportín, cubrir la puerta y ponerle bridas para que no se abra ante cualquier golpe.

Si el pequeño tiene que viajar en bodega, normalmente lo hará en una parte especial de la bodega de carga que cuenta con calefacción y está presurizada. Aun así, ten en cuenta que si le das tranquilizantes su temperatura corporal descenderá, así que es importante que tenga alguna mantita para poder mantener el calor.

Llegada a un nuevo lugar: adaptación

Como comentábamos anteriormente, tu gato necesitará un tiempo de adaptación al nuevo lugar. Para hacer que el proceso sea lo más cómodo posible y paliar al máximo su estrés, al llegar al destino déjalo en una habitación con todas sus cosas y asegúrate de que esté cómodo y no pueda escaparse. Es importante que no salga al exterior en un primer momento, ya que puede desorientarse y perderse. Ofrécele algo de agua y comida, aunque probablemente se muestre reacio a comer hasta que no se haya ubicado y adaptado un poco al nuevo lugar.

Es importante que lleves todas sus cosas: juguetes, bebedero, mantitas, bandeja… Así se sentirá más cómodo y seguro. Déjalo en esta habitación como mínimo un día.

Poco a poco, y cuando vayas viendo que se siente más ubicado, puedes dejar que vaya explorando el resto de la casa o zona donde te encuentres. Acompáñalo, pero que sea él quien vaya descubriendo los nuevos sitios. Mantén sus cosas en la misma habitación durante un tiempo, así si se asusta puede volver al lugar “seguro”, al lugar que conoce.

¿Qué debo tener en cuenta a la hora de viajar con mi gato?

Nuevas tendencias para gatos

Los gatos cada vez tienen más presencia en nuestras vidas como mascotas y por este motivo empiezan a aparecer lugares pet friendly dónde poder acudir con ellos. Desde oficinas a las qué poder ir a trabajar con estos pequeños (como es el caso de las nuevas instalaciones de TerranovaCNC, acondicionadas para ello), a bares de gatos como el nuevo Espai de gats en Barcelona, que tiene gatos sin hogar en acogida. Además de tomar algo mientras disfrutáis de compañía felina, este singular espacio os ofrece la opción de adoptar a alguno de ellos.

Cada vez son más los lugares que permiten la entrada a dueños con perros, pero todavía queda mucho por hacer respecto a los gatos. De todas formas, estos pequeños felinos se van ganando poco a poco nuestro cariño y respeto, y seguro que cada vez son más los emprendedores que se centran en abrir las puertas a estos magníficos animales.

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS