¿Buscas una receta sin levadura? Tenemos la tarta perfecta: tatin de manzana

¿Iniciándote en la repostería? Tenemos las recetas más fáciles para que hagas esta deliciosa tarta y sea un éxito asegurado.

En plena era de la levadura más codiciada y en la que la repostería se ha convertido en el plan de tardes favorito (para compensar, no te preocupes porque estamos preparando los entrenamientos más efectivos para que disfrutes sin remordimientos de cada cucharada de tu tarta o de esas deliciosas  cookies con las que estás soñando) hemos encontrado la receta de una tarta sin levadura que hace las delicias de los sentidos. 

No solo es muy sencilla sino que, además, es una exquisitez, quizá me estoy dejando llevar porque es una de mis favoritas, lo confieso. Solo sé que si tuviera horno ya la habría hecho, la tarta tatin y una pizza pero es lo que tienen las minicasas que hay que elegir y yo elegí sacrificar el horno. Pero si estás en una situación similar que sepas que estoy convirtiéndome en toda una investigadora y estoy hallado multitud de recetas sin horno, por ejemplo, la pizza sin horno, mi próximo antojo. 

TARTA TATIN CASERA

Tarta Tatin de manzana receta
Photo by Dilyara Garifullina on Unsplash

Te descubrimos la receta de Borja Segura, Alma of Spain (José Abascal, 8. Madrid.). Descubre paso a paso cómo se enfrenta a esta receta el chef de este restaurante ubicado en el corazón de Chamberí. Un escondite cargado de amor por la materia prima y por la cocina. Su creador, Jesús González Espartero, ha demostrado, entrega y pasión desde inicio, bautizándolo incluso como a su hija Alma. Todo comenzó con una selecta y cuidad atienda online en la que ofrecía lo mejor de España y terminó llevándolo a la mesa a través de las manos del chef Borja Segura con una cocina tradicional y de mercado sencilla, donde el producto de calidad es el auténtico protagonista.  

INGREDIENTES PARA 4 PERSONAS

  • 150 g de mantequilla.
  • 200 g de azúcar
  • 3 manzanas golden
  • 10 planchas de pasta filo cortadas por la mitad

ELABORACIÓN:

Pelamos, descorazonamos y cortamos las manzanas en mitades y cada mitad en 8 gajos. A continuación hacemos un caramelo seco calentando el azúcar y lo vertemos en el fondo de una fuente de horno de cristal rectangular. Una vez que se enfríe ponemos los gajos de manzana escalonados encima del caramelo, tapamos la bandeja del horno con papel aluminio y horneamos a 180º durante 20 minutos. Cuando pase este tiempo dejamos enfriar para que la manzana absorba el líquido.

Después derretimos la mantequilla y pintamos con ella las hojas de pasta filo. Las montamos una encima de otra hasta hacer una única hoja, pero gruesa, que será la base de la tarta.

A continuación ponemos la pasta encima de la manzana cubriéndola y envolviendo los lados, como si fuéramos hacer un cuenco pero al revés. Por último, horneamos a 200º durante 15 minutos hasta que la pasta filo este dorada y crujiente. Dejamos enfriar a temperatura ambiente… ¡y a disfrutar!

Continúa leyendo