Acqua di Parma con la Colección Peggy Guggenheim de Venecia

Acqua di Parma es el nuevo socio de la extraordinaria Colección Peggy Guggenheim de Venecia.

Imagen histórica de Peggy Guggenheim

Peggy Guggenheim, proveniente de una familia judía de origen suizo emigrada a EEUU –y sobrina de Solomon Guggenheim, que encargó a Frank Lloyd Wright, el famoso museo circular neoyorquino– llevó a cabo una labor encomiable con los artistas de vanguardia del siglo XX. Actuó como impulsora, fue mecenas de autores sin los que no se puede entender el arte contemporáneo de vanguardia y fue tremendamente generosa ayudando desinteresadamente a muchos de estos artistas, fundamentalmente durante la II Guerra Mundial.

Ahora, la histórica marca italiana de perfumería Acqua di Parma se ha integrado en Intrapresæ, un grupo de empresas creado para apoyar una colección de arte única en el mundo: la Colección Peggy Guggenheim es el museo de arte moderno más importante de Italia, y una de las instituciones culturales más prestigiosas de nuestro tiempo. Tradicional portavoz del estilo y la artesanía italianas, Acqua di Parma renueva así su antigua relación con el arte y la cultura. Ya fuera en el campo de la música, o en el de la danza, la arquitectura o la fotografía, la marca siempre ha promovido la creatividad artística en sus múltiples expresiones, sin olvidar la defensa del patrimonio paisajístico italiano. “El arte inspira a la empresa, y la empresa hace vivir al arte”.

Nuevos mecenas

Perfumes de Aqua di Parma

En ese intercambio continuo y estimulante entre empresa y cultura que es el lema del grupo  Intrapresæ, se enmarca la participación activa en la vida de la Colección Guggenheim, merced a la colaboración en exposiciones y otras iniciativas. El museo Guggenheim está situado en una joya arquitectónica del siglo XVIII, el Palazzo Venier dei Leoni, que asoma al Gran Canal, en pleno centro de Venecia. El museo permite admirar las obras de la Colección Guggenheim –que recorren desde el cubismo hasta el abstracto, pasando por el surrealismo y el expresionismo–, así como obras maestras de otras colecciones allí albergadas, además del Jardín de las esculturas Nasher. Acqua di Parma se reconoce en los valores de su fundadora, Peggy Guggheneim, que por su determinante apoyo al desarrollo de las artes del siglo XX sigue siendo un icono ejemplar del mecenazgo más iluminado. Gabriella Scarpa, presidenta de Acqua di Parma, resume así la esencia del proyecto: “Acqua di Parma y el Guggenheim son dos realidades excelentes que comparten el mismo estilo y los mismos valores”. www.acquadiparma.com

Continúa leyendo...

COMENTARIOS