Carta de la directora: "Imprimación digital"

Casi sin haber sufrido o disfrutado (que hay gustos para todo) de un solo día de verdadero frío, de ese que te corta la cara y te agrieta los labios...

Carta de la directora: "Imprimación digital"

Las colecciones crucero llaman a nuestra puerta y no podemos resistirnos a dejarlas entrar. ¡Son tan bonitas! Quizá sea por su brevedad, quizá por su incoherencia meteorológica, quizá porque evocan la vida soñada de esos privilegiados a los que ves viajar por todo el mundo desde tu ventana de Instagram o Facebook sin atender a estaciones. Hoy Miami, mañana Los Ángeles, un breve paso por el frío Nueva York o el lluvioso Londres y recuperación de temperatura en Dubai, Bali o Brasil. ¿Te suena? Así, plantearse el cambio de armario es del todo innecesario. Lo suyo sería tener espacio suficiente para disponer de un armario de invierno y otro de verano y vestirse a demanda. A fin de cuentas nosotros tenemos Canarias…
Ensoñaciones aparte, lo cierto es que la web y las redes sociales influyen mucho más de lo que pensamos en nuestra forma de pensar, actuando como un espejo poliédrico que refleja mil y una vidas que de alguna manera terminan por ordenarse en corrientes sociales y tendencias. ¿La última? El éxito de los blogs de vida doméstica, en los que el día transcurre entre maravillosas tartas caseras, manualidades y el cuidado de unos niños guapísimos, y donde no hay que hacer malabares para organizar quién se ocupa de tu hijo cuando se pone malo, recibir la bronca de tu jefe o aguantar estoicamente el estrés de los presupuestos. ¿Qué nos pasa? ¿Sufrimos de añoranza doméstica? ¿Queremos volver a esa casa de la que tanto nos ha costado salir? Un pensamiento para muchas tabú que analizamos en este número con el que inauguramos año.
Un año en el que, en nuestro empeño por sacar lo mejor de la vida, nos embarcamos en el proyecto #2015optimista buscando y contando ideas, noticias e historias que nos hagan creer, casi con mayúsculas. Nos estrenamos con un gran reportaje sobre cómo la política del hijo único de China, responsable de que en la actualidad en ese país haya 30 millones de “mujeres perdidas”, ha cambiado y ahora muchas familias eligen tener una niña como hija única. Ver el cuidado y el mimo con el que las crían es una de esas historias optimistas que da gusto compartir. Como también hemos querido compartir contigo en este número lo que dieron de sí nuestros Prix de la Moda, que convirtieron la Plaza de Callao de Madrid en la mayor concentración de talento creativo posible y que nos han dejado con la boca hecha agua pensando en los de este año que arranca casi sin darnos cuenta. Porque en esta carrera hacia quién sabe dónde que llevamos, los días se suceden a tal velocidad que cuesta marcar los meses, las estaciones (lo sé, me repito) y los años. Muchas veces pienso que lo único que separa en realidad un año de otro son los dos kilos que engordamos en Navidad. Pero tranquila, tú disfruta de las fiestas, que estamos preparando un especial fitness para que los pierdas sin darte cuenta. Pero eso ya el mes que viene.

Continúa leyendo...

COMENTARIOS