¡Este mismo lunes!

Las claves de la esperadísima vuelta a la televisión de Meghan Markle

La duquesa de Sussex regresa a la pequeña pantalla por primera vez tras su renuncia a formar parte de la realeza británica

Meghan Markle regresa a la pequeña pantalla, esa de donde salió hace años para emprender un camino que se presumía de vino y rosas pero que ha acabado por ser decepcionante. La esposa del príncipe Harry vuelve a ponerse delante de una cámara desde que dejase de formar parte de la corona británica por motu propio. La entrevista tendrá lugar en el legendario programa norteamericano ‘Good Morning América’ y allí hablará sobre el documental de Disney ‘Elephant’ en el que participó como narradora, que grabó en 2019 cuando todavía no se conocía su voluntad de dejar sus obligaciones royals.

Una entrevista que tiene a toda la sociedad expectante ya que es la primera vez que Meghan hablará sin el paraguas de la monarquía británica. Las redes sociales se han llenado de comentarios de impaciencia por ver a la exactriz de nuevo. Muchos se preguntan si verán a la Markle de siempre o por el contrario exhibirá esa versión protocolaria y levemente encorsetada que ha tenido –por obligación-mientras formaba parte de los Windsor.

Lo que también se desconoce es el formato de la entrevista. ¿Será en plató? ¿Por videollamada? Hay quien opta porque será en directo, pero según se acerca la hora coge fuerza la opción de que sea una pieza grabada. La gente quiere que la duquesa de Sussex responda a las preguntas de los presentadores Robin Roberts, George Stephanopoulos y Michael Strahan, pero bien haríamos en no crearnos más ilusiones de la cuenta.

Al margen de lo relativo al polémico documental de Disney (que en su día le valió una lluvia de críticas) uno de los asuntos más controvertidos es la nueva vida de Meghan Markle. El pasado 9 de marzo finalizó sus servicios como royal al participar en los actos conmemorativos de la Commonwealth, en Londres. Allí se mostró muy sonriente ante un Harry cuyo semblante serio denotaba incomodidad.

Meghan Markle
Gtres

Los Sussex buscaban libertad y desahogo para criar a su hijo Archie. Por eso, después de un periplo en Canadá, decidieron emprender un giro de 180 grados y mudarse a Los Ángeles. Allí ya les hemos visto prestar sus servicios en la ayuda contra el COVID-19 o manteniendo alguna videollamada para interesarse por la situación de los más desfavorecidos por la pandemia. Sin ir más lejos, se les ha elogiado mucho por colaborar con la ONG Angel Food, que se dedica a cocinar y entregar comida a personas con enfermedades graves en West Hollywood. La exintérprete se puso en contacto con las mujeres que forman parte de la Hubb Community Kitchen, la organización en la que colaboró y con las que escribió un libro de cocina. Con ellas mantuvo una videollamada para animarlas y felicitarlas por su nueva iniciativa solidaria en época de pandemia

La parte negativa de las primeras semanas en Estados Unidos es que su web benéfica, ‘Archewell’, sufrió un hackeo por parte de ciberpiratas informáticos ingleses que querían amedrentar al príncipe Harry. Y es que algunos no le perdonan que haya decidido ‘renegar’ de su condición de príncipe.

Continúa leyendo