David Bustamante pierde la batalla legal contra su exasesor

Tras cinco años de batalla legal contra su exasesor, a quien reclamaba una indemnización de 500.000 euros y pena de cárcel, este ha sido absuelto de los delitos de los que se le acusaba. David Bustamante tendrá que hacerse cargo de las costas del juicio.

David Bustamante acaba de recibir un duro golpe. Hace unas semanas, conocíamos la batalla legal que desde hace años mantenía el cantante con su exasesor, a quien acusaba de los delitos de apropiación indebida, administración desleal, estaba, falsedad documental e intrusismo. Según se publicaba entonces, David reclamaba a Francisco Juan Manjón, el que durante años fue su asesor y hombre de confianza, el pago de una indemnización de 500.000 euros por presunta negligencia profesional y catorce años de cárcel.

Aunque Bustamante se mostraba optimista para resolver esta batalla, finalmente la justicia ha dado la razón a su exasesor, a quien absuelve de los delitos de los que se le acusaba. Por ello, Bustamante ha sido condenado a pagar las costas del juicio, que según apuntan algunos medios superarían los 60.000 euros.

Bustamante interpuso dicha demanda contra Manjón en el año 2015, año en el que terminó su relación laboral. Francisco Juan no solo fue el asesor de David, al parecer, desde el año 2007 se convirtió en la mano derecha del cantante. Según la Audiencia Provincial de Madrid, existen “dos versiones contradictorias sobre la remuneración del asesoramiento realizado por el acusado y que llevaron a una disposición por parte de este de una elevada cantidad de dinero entre esos años con una media de 50.000 euros anuales”

Según la Sala, “el acusado ha aportado diversa documentación que justifica tanto la elevada remuneración por él opuesta como el conocimiento por parte de Bustamante de ello, quien reconoce en esos contratos y documentos por él firmados tanto la redición de cuenta en conformidad como la aprobación de las cuentas y la corrección de las transferencias que se reputan por la acusación particular como ilegítimas”.

Continúa leyendo