Vídeo de la semana

Las zapatillas que lució Kanye West durante los Grammy 2008 serán vendidas por un millón de dólares

Un millón de euros es la cifra que la casa de subastas Sothersby's pretende conseguir con la venta de las zapatillas de la marca Nike que lució Kanye West durante los Grammy del 2008 y que se consideran el primer prototipo de su marca Yeeze.

Las zapatillas que lució Kanye West durante los Grammy 2008 serán vendidas por un millón de dólares
Gtresonline

Tras ser nombrado la tercera celebrity más rica del planeta, y responden formalmente a la petición de divorcio de Kim Kardashian, Kanye West vuelve a ser noticia. Y no, no lo decimos porque haya vendido losderechos de una serie documental sobre su vida a Netflix por 30 millones de dólares, que también, lo decimos porque ha vendido una de sus zapatillas usadas también por un buen pico.

Convertido en todo un referente en cuando a zapatillas de deporte se refiere, Kanye West es dueño de Yeeze, la popular marca que creó junto a Nike, tras varias colaboraciones juntos. Y precisamente una de esos trabajos es el que va a alcanzar una cifra récord en una subasta. En concreto hablamos de las zapatillas que el cantante lució en 2008 durante la 50ª ceremonia de entrega de los premios Grammy, y que han sido puestas a la venta por Sothersby´s por un millón de dólares.

La casa de subastas Sothersby´s  venderá las zapatillas usadas de Kanye West por un millón de dólares
Instagram @sothebys

Consideradas el prototipo que dio lugar al nacimiento de Yeeze, una empresa con unas ventas impresionantes, según aseguran desde la casa de subastas: “este par fue fundamental para el desarrollo de la franquicia, que se ha convertido en una de las marcas de zapatillas y de estilo de vida más importantes de la historia”.

Fabricadas en cuero de color negro, este ya millonario par de zapatillas fue diseñado por Kanye West y Mark Smith en el laboratorio que la marca Nike tiene en Oregón, y aseguran que fueron el primer modelo pensado para un artista y no para un deportista. Estarán expuestas durante unos días en un centro de convenciones en Hong Kong para ser admiradas antes de venderse en un acto privado.  

Continúa leyendo