Rompe un silencio de años

Rocío Carrasco: impactante reaparición sin pelos en la lengua

La hija de 'la más grande' rompe sus silencio: “Estoy callada, hasta que decida dejar de estarlo”

Ha estado callada durante mucho tiempo, pero esto podría cambiar. Rocío Carrasco reapareció en público y lo hizo con motivo de la promoción del nuevo musical, `Qué no daría yo por ser Rocío Jurado´, un sentido homenaje a su madre. Durante su encuentro con los medios se mostró mucho más cercana y menos esquiva de lo que lo había hecho en los últimos años, lo que denota que algo está cambiando. Además, habló abiertamente de todos los temas como el de la apertura del Museo Rocío Jurado en Chipiona, un proyecto que lleva paralizado durante más de una década. “Siempre he remado a favor del museo. Me las he tenido que comer dobladas, pero siempre he estado pendiente.  He estado en permanente contacto con las corporaciones pertinentes y he colaborado con ellas, pero quería solventar una serie de cosas. Creía que estaba en la obligación de no someter el nombre de Rocío Jurado”. Quiso zanjar el conflicto sobre el museo diciendo: “He sido Cruella de Vil, la mala de la película con respecto al museo. Al final la vida va poniendo las cosas solas en su sitio”.

Rocío Carrasco
Gtres

Parece ser cierto que, tras la tempestad llega la calma, y que tras años de silencio está dispuesta a empezar a hablar y aclarar muchas cosas de las que se ha estado hablando respecto a su familia y, muy especialmente, de sus dos hijos, Rocío y David. “Yo no he hablado nunca de mis relaciones materno filiales, ni de mis relaciones familiares, ni de la vida de alguien que un día pasó por mi vida y perteneció a ella. No lo he hecho ahora, pero no quiere decir que el que calla otorga, ya que el que está callado es porque en un momento de su vida ha decidido que eso lo que tenía que hacer. Eso dura hasta el momento en el que decide que tiene que hacer lo contrario”. 

Rocío Flores y David Flores
Gtres

Muchas cosas están cambiando en el interior de Rocío Carrasco, pero también en su exterior, pues lució un nuevo ` look´ con el pelo rapado, con trenza y rizos, lo que le daba un toque muy informal. Muy atento a sus palabras se encontraba su marido, Fidel Albiac, director de este espectáculo y que se quiso mantener en un segundo plano para no quitarle un ápice de protagonismo a su esposa. También estaba la cantante Anabel Dueñas, la artista que mejor ha sabido interpretar a la chipionera y que mantiene una muy buena relación con Rocío Carrasco y Fidel.

El musical, un tributo a Rocío Jurado, narra la  historia de  `la más grande´  como jamás la habían contado y lo hace a través de 14 canciones de la artista, que fallecía el 1 de junio de 2006, después de dos largos años de lucha contra el cáncer de páncreas.

Continúa leyendo