Las palabras más esperadas

Alfonso Merlos rompe su silencio y pide disculpas a Marta López

Después de una polémica sin parangón, Alfonso Merlos se disculpa públicamente con su exnovia

Alfonso Merlos era el hombre más buscado este lunes tras el escándalo ya conocido como 'Merlos Place' y que le convierte en eje de una trama sentimental que completan su exnovia, Marta López, y su actual pareja, Alexia Rivas. Si no sabes de lo que te hablamos, te aconsejamos que eches un vistazo a nuestro resumen en forma de claves de una historia que tiene a toda España enganchada y que ha ha hecho que los programas del corazón alcancen cuotas altísimas de pantalla. 

El periodista ha acudido puntual a su cita laboral con 'El Programa de Ana Rosa' para formar parte de la mesa política. Su reaparición era lo más esperado del día. Sabía que la presentadora (y amiga) le iba a preguntar por la polémica que él mismo vertebra. Estaba preparado para contestar largo y tendido sobre ello. Merlos ha sorprendido a todos enmendando la plana y pidiéndole disculpas a Marta López, algo que se podría interpretar como el reconocimiento de su presunta infidelidad. 

Lo primero que ha hecho Ana Rosa ha sido preguntarle cómo se siente: "Estoy tranquilo, sereno, fuerte, pero disgustado. Es incómodo que te levantes a las 06.30 y que el centro de atención seas tu con lo que estamos pasando en el país, con tantos muertos. Me duele más por mi entorno familiar", ha comenzado diciendo. 

Merlos: ''Si Marta cree que he sido desleal, pido disculpas''

A continuación, el colaborador ha argumentado su postura: "No voy a dar explicaciones de mi vida privada. Durante un tiempo he mantenido una relación muy bonita con Marta López. He hecho todo lo posible por cuidar, proteger y ayudar en muchas cosas, en muchas cosas. Luego ella como se ha pronunciado en las últimas horas, en su perfecto derecho, ha entendido que no he hecho las cosas bien. Públicamente no voy a desvelar detalles. Si ella siente y considera que hay cosas que no he hecho bien o he tenido actitudes no honestas y no leales, a mí no me duelen prendas en pedirle disculpas cuando proceda. Si considera que ha sido un error y una equivocación y que merece disculpas, las tiene". 

 

Alfonso Merlos
Mediaset

También se ha quejado del trato recibido: "Me parece bastante desagradable para cualquier persona que haya intromisiones ilegítimas en su vida íntima, y que no se separe su faceta profesional de la personal". 

Al hilo de esto, Ana Rosa le preguntaba si consideraba que este escándalo le podría afectar en su carrera periodística: "No me voy a pronunciar. Las personas de mi entorno a las que les he tenido que contar íntimamente tienen esa información. La tienen desde hace un tiempo. Mi actitud y mi posición está bastante clara. No tengo ningún interés". "¿Hay un trasfondo político en todo esto?", le cuestionaba Ana Rosa, algo que dibujaba una sonrisa sarcástica en su rostro: "Evidentemente no. Se han dicho tantas barbaridades y falsedades que si tuviera que desmentir una por una... no valdría la pena. Me provoca sonrisa que surjan ciertas hipótesis sobre lo que hay detrás".

Una de las colaboradoras del espacio matinal de Telecinco, Esther Palomera, le dio el consejo de que debería cuidar ciertos detalles y le dejó entrever que no cumplía con lo que promulgaba sobre el confinamiento, algo que despertó el enfado de Merlos: "Me parece improcedente lo que acabas de decir. Voy de mi casa al trabajo y del trabajo a casa. Cuando había coches en la puerta y cuando no".

"Yo convivo con una persona que tiene un permiso como periodista, que se desplaza desde su centro de trabajo a su residencia habitual, que es lo que dice el procedimiento. Cuando se invade la intimidad de las personas con maldad, es lo peor", se lamentaba Alfonso Merlos. También quiso dejar clara su buena relación con Javier Negre: "Sí que me hablo con Javier Negre. ¿Por qué no? Ha ocurrido algo, acabo de decir lo que no me ha gustado y solo me tengo que disculpar ante una persona".

''¿Por qué no me voy a hablar con Javier Negre?''

La entrevista concluyó con una pregunta al grano de Quintana: "¿Eres soltero?". A lo que Alfonso contestó de manera tajante: "Sí, por supuesto". Así ha sido la reaparición más esperada, no sin antes permitirse Ana Rosa la licencia de recordarle lo poco conveniente de salir con gente del trabajo. 

Continúa leyendo