Marie Claire

Jerséis de punto: la prenda que no puede faltar en tu armario de verano

No queda tanto para decir un adiós definitivo al frío pero mientras esperamos al sol nos abrigaremos con estos jerséis finos

Dice nuestro –siempre sabio– refranero que hasta el 40 de mayo no podemos quitarnos el sayo. Es decir que mínimo hasta el 9 de junio por la mañana, por la noche y a la sombra de los pinos todavía refresca y deberías tener una prenda que abrigue cerca.
Nuestra suerte es que la moda ha avanzado un poco desde entonces y que dentro de la categoría “sayo” en este siglo también se incluyen las chaquetas, jerséis y rebecas. Poco importa el tipo de prenda el único mandato de la temporada es que sea de punto.
Aunque compartan nombre los jerséis y chaquetas de entretiempo nada tienen que ver con los del invierno. Lo primero que cambiamos es, evidentemente, el tejido. Un recordatorio necesario: ya toca guardar las lanas. Sí, también ese jersey oversize que tantos “no sé que ponerme” te ha solucionado en los días fríos y que no volverás a ver –por suerte– hasta dentro de 6 meses. Ahora lo que toca es abrigarte con jerséis finos de tejidos ligeros, gustosos y fresquitos a base de algodón, hilo y punto fino.
El siguiente cambio que tienes que aceptar es el color. No hay lista de tendencias primaverales, experto en moda, ni página de streetstyle que no haya apostado por que esta temporada te vestirás en tonos pastel. El tsunami ha llegado –o está a puntito de llegar– también a tu armario.
Y aunque el rosa entró en esenca pisando fuerte y dispuesto a dominar la tendencia lo cierto es que celestes y malvas le siguen muy de cerca y amenazan su reinado. Se cuelan también el naranja o el amarillo. Todos pastel, todos suaves y todos luminosos.
Al combinar tu jersey de verano puedes elegir los tonos neutros, apostar al caballo ganador del tejano –o esto ya va para nota– optar por mezclarlos con otras prendas en tonos pastel. Si vistes un vestido largo de entretiempo serás alumna cum laude.
La elección del color ya ves que la dejamos en tus manos lo que es casi un imperativo es que sea calado. Un rápido vistazo a las tiendas de Zara, Mango y compañía nos lo demuestra: el punto podrá ser más grande o más pequeño; cruzado, crear figuras o incluso el efecto de transparencias. Ojo con los más atrevidos, esos que tienen la rejilla tan grande que si no llevas algo debajo poco dejarán a la imaginación
Atención frioleras, esta prenda puede pareceros poco práctica y es que con tanto agujero vosotras seguiréis teniendo biruji. Pero la tendencia también se ha hecho pensando en vosotras y encontramos propuestas que reservan el calado a las mangas o para sutiles detalles.
Solo así tendrás el jersey de punto que –sin pasarse– te ayude a combatir los grados que tan misteriosamente descienden estos días.
tracking