¿Por qué Victoria Beckham está tan obsesionada con esta hidratante multiusos de menos de 15 euros?

El apelativo de 'crema milagrosa' se lo ha ganado por su capacidad para iluminar el rostro, revitalizar la piel cansada, nutrir uñas y cutículas y reparar los labios agrietados.

El mundo de la moda es impredecible. Y no, no hablamos de tendencias, hablamos de casas de moda, diseñadores, conglomerados y celebrities… Aquí nada es lo que parece. Si nos paramos a pensar en un ejemplo que ha experimentado una increíble transformación en los últimos años, ese es: Victoria Beckham.

Nos remontamos a la década de los 90, cuando la moda era solo un pasatiempo para la cantante de las Spice Girls, no una profesión. Todo comenzó cuando Marc Jacobs se topó con una Victoria Beckham llevando una versión falsa de su bolso graffiti de Louis Vuitton. Sorprendido y horrorizado, decidió enviarle uno verdadero y ahí comenzó el inicio de una gran amistad que perdura hasta nuestros días y la incursión de Beckham en la industria de la moda, aunque algunos aseguran que siempre estuvo.

"Nunca imaginé que mi objetivo final sería que la 'Spice pija' llevara un bolso de Louis Vuitton", declaró a WWD en 2005. "Fue algo divertido". Sin duda, Victoria Beckham se espantaría con la idea de llevar una falsificación a día de hoy. Su respeto mutuo (y por la moda) no ha disminuido, lo que culminó con la reinvención de la famosa campaña de Jacobs de 2008 en la que posó saliendo de una bolsa de la compra como una muñeca.

Esta vez, el bolso no lleva el nombre de Marc Jacobs, sino el nombre de su propia marca homónima. Una empresa aclamada por la crítica, que cuenta con 400 tiendas en más de 50 países a nivel internacional y oficinas en Londres y Nueva York.

Skin Food
'Skin Food' reparadora para pieles muy secas, agrietadas y dañadas, 14,99 euros | Cortesía de Weleda.

Una camisa blanca, un par de vaqueros y y una blazer negra son las prendas de fondo de armario con vocación atemporal que nunca fallan. Por su parte, en el mundo de la cosmética, son pocos los productos que gozan de este valor añadido, aquellos que siempre deberías tener en tu neceser. Cuando hablamos de básicos que no pueden faltar, la crema Skin Food de Weleda se cuela en todas nuestras quinielas. 

Es el producto favorito de muchas celebridades y artistas como Rihanna, Adele, Demi Moore, Julia Roberts, Helena Christensen, Alexa Chung y, cómo no, Victoria Beckam

"La crema que utilizo para nutrir mi cuerpo es realmente sencilla. Se trata de una crema corporal reparadora de textura untuosa y muy económica", declaraba Beckham en una ocasión. El apelativo de 'crema milagrosa' se lo ha ganado por su capacidad para iluminar el rostro, revitalizar la piel cansada, nutrir uñas y cutículas y reparar los labios agrietados. También como aliada contra las durezas y rozaduras, y como after sun después de muchas horas de exposición al sol. 

Testada dermatológicamente, repara las pieles muy secas, agrietadas y dañadas.  Es perfecta para cara y cuerpo, ya que proporciona hidratación, calma y protege la piel de las agresiones externas. Sin conservantes, colorantes, perfumes sintéticos, ni sustancias de origen petroquímico, su formulación incluye aceites vegetales y extractos de plantas medicinales que alivian todo tipo de arritaciones.  

Consejos de uso

Crema
Foto de Sora Shimazaki en Pexels
  • Rostro: aplicar mediante suaves toques hasta su total absorción. 
  • Cuerpo: masajee la zona afectada con la cantidad de producto indicada. 
  • Cuidado intensivo: aplicar una capa espesa en pies y manos, y cubrir con guantes y calcetines de algodón durante toda la noche. ¿El resultado? Una piel muy suave y nutrida. 
Sergio E. González

Sergio E. González

Cuando era pequeño una de las cosas que más me gustaba era sentarme a coser con mi abuela Mercedes, modista y patronista. Pero, con los años me olvidé del ruido de la máquina de coser y decidí que a mi lo que me gusta es contar ideas sobre moda, arte y belleza, ya sea con palabras, imágenes, con campañas de publicidad o con señales de humo… lo mío es comunicar. Pero no todo se resume a eso, también me gusta el café con hielo, los perros salchicha, la paella de mi madre y leer poemas de Lorca.

Continúa leyendo