Hablamos con Eva María Pérez, la modelo 'curvy' que ha llegado a las pasarelas para romper los estereotipos

Ha trabajado para grandes firmas y desfilado para diseñadores de renombre, pero Eva María Pérez no solo es una modelo profesional sino que también trabaja y lucha por ver a todas las mujeres y todos los cuerpos reflejados en el mundo de la moda.

Todos los cuerpos son únicos y perfectos a su manera. Este es un hecho que de vez en cuando parece ponerse en duda, sobre todo cuando se refiere a la industria de la moda. Las modelos, que son las encargadas de mostrarnos las nuevas colecciones de los grandes diseñadores y las novedades de las firmas de moda, han sufrido muchas críticas a lo largo de los años debido a su físico. Y es que a pesar de que su cuerpo es parte de su trabajo, las exigencias respecto a su silueta y su peso han comenzado a ser referencias poco saludables

Por ello, a día de hoy, figuras como la de Eva María Pérez Llano cada vez son más importantes y ganan más protagonismo día a día. Promoviendo la belleza de un cuerpo común, dejando de lado las siluetas excesivamente delgadas -llegando incluso a ser descritas como esqueléticas- y apoyando la salud frente a los estereotipos estéticos, la modelo curvy conocida en redes sociales como Yo no soy 90 60 90 (en Instagram, @yonoy906090), no solo ha llegado a la pasarela sino que también, continúa luchando para concienciar y ayudar a todas aquellas mujeres que no se ven representadas en el mundo fashionista a causa de su cuerpo

Al fin y al cabo, esta es una gran revolución que comenzó al principio de su carrera y ahora, ve los frutos de su trabajo y los de sus compañeras con noticias como que Zara y H&M incluyen modelos de diferentes tallas en sus catálogos. Hablamos con Eva María Pérez y nos cuenta cuáles son los mayores retos de su profesión y cómo siente que seguirá evolucionando el sector de la moda y su inclusión y aceptación de todo tipo de cuerpos

Sobre la inclusión de modelos curvy en las pasarelas

Eva María Pérez Llano ha desfilado en la Semana de la Moda en Madrid, la primera ocasión para Maison Mesa y en esta última edición para la diseñadora María Lafuente. "Poner a modelos curvy en las pasarelas es positivo. La pasarela es un escaparate para todo tipo de mujeres y todas quieren verse representadas. Es beneficioso para la salud mental y la aceptación de nosotras mismas", declara la modelo al respecto. 

No obstante, la Mercedes Benz Madrid Fashion Week no es pionera y no es la primera semana de la moda que incluye a diferentes modelos con distintas tallas en sus desfiles. Como nos cuenta Eva María Pérez, "en las grandes pasarelas españolas sigue sin haber mucha representación de modelos curvy, seguimos estando muy por debajo de otras pasarelas como la New York Fashion Week o en la Milán Fashion Week, donde se puede ver más inclusión y diversidad". A pesar de ello, la modelo es optimista y afirma que seguro que no será la última vez que podremos ver a variedad en la pasarela madrileña y que continuaremos evolucionando hacia la aceptación de todos los tipos de cuerpos. 

¿Y fuera de las pasarelas?

A pesar de que las pasarelas son un reflejo muy relevante del mundo de la moda, no podemos dejar de lado otras representaciones que también son muy importantes. "Se me ocurren muchas cosas que se podrían cambiar y ayudar a que la moda fuera más inclusiva", declara Eva María Pérez, "Por ejemplo, se podrían incluir diferentes tallas de maniquíes en los escaparates de las tiendas".

Lo importante, como ella misma señala es que tanto los diseñadores como las firmas de moda se den cuenta de que la moda no es solo para un tipo de mujer, sino que es para todas sin discriminación. ¿El objetivo? Que la industria no nos etiquetara por la talla, concluye la modelo. 

Los próximos retos de Eva María Pérez

Después de desfilar Maison Mesa y María Lafuente, la modelo curvy se presenta ante los nuevos retos profesionales que le esperan. Está muy contenta y agradecida, nos cuenta, ya que hace unos años lo veía algo difícil de lograr. No obstante, ella es un ejemplo de trabajo y esfuerzo y como siempre dice, "nada es imposible". Después de más de 20 años de recorrido profesional, sigue estando igual de enamorada de su profesión que al comienzo y ahora le espera una meta muy importante para ella. 

"No me gusta hablar mucho de mis proyectos, pero uno que me hace especial ilusión es la docu-película Donde el viento me lleve de la mano de la directora Ana Prieto. Una parte de este fime estará basado en el recorrido de mi vida, haciendo visible, que aunque todo lo tengas en contra nada es imposible", declara.
 

Continúa leyendo