Melania Trump se ha enfundado una abrigo con estampado de pata de gallo de Balenciaga y ha confirmado la tendencia estrella de la temporada

Como marca la tradición, la primera dama ha dado la bienvenida a la Navidad con un espectacular look inspirado en las divas de los años 50.

Melania Trump abrigo pata de gallo balenciaga
Melania Trump viste un abrigo capa con estampado de pata de gallo blanco y negro de Balenciaga | Fuente: Gtres

El pasado 14 de noviembre, Estados Unidos se despertó con una nueva primera dama. Ahora, Jill Biden tendrá la oportunidad de dejar su granito de arena en la nueva administración del demócrata Joe Biden y enfundarse propuestas de moda que funcionen como un espejo social. Pero, ¿cómo es posible que después de cuatro años con la familia Trump como inquilinos de La Casa Blanca, Melania, una mujer con conexión con la industria de la moda, no vaya a ser recordada como un referente? La respuesta es sencilla. Convertirse en un icono va más allá de una cara bonita (y bien operada) y miles de millones de dólares invertidos en modelitos.

Todas y cada una de las apariciones públicas de Melania Trump han dado de que hablar. Para bien o para mal, los looks que ha lucido la todavía primera dama de Estados Unidos han generado algún tipo de conversación en los corrillos más informales y medios de comunicación de punta a punta del planeta. Por ejemplo, cuando se subió a unos tacones de infarto para visitar a los afectados por el huracán Harvey en Texas o aquella chaqueta de Zara en la que se podía leer: "Realmente no me importa ¿y a ti?", decía la chaqueta vestida por Melania para visitar un centro de refugiados inmigrantes.

Melania Trump bienvenida Navidad pata de gallo
La primera dama de Estados Unidos, Melania Trump, durante la bienvenida a la llegada del árbol de Navidad de la Casa Blanca | Fuente: Gtres

A pesar de todos los titulares negativos que se han escrito sobre la primera dama, no cabe duda de que Melania Trump tiene un gusto impecable (con excepciones como las que hemos comentado) en casi todas sus apariciones públicas. Dicen que la moda no tiene nada que ver con la política, pero por supuesto que van de la mano: todo lo que llevamos puesto cuenta una historia, funciona como una carta de presentación y es una clara declaración de intenciones. Atrás quedaron las lentejuelas, las colores dramáticos, los vestidos que dejaban al descubierto el muslo y los escotes pronunciados. Hoy, convertida en una figura política de gran relevancia, la ex modelo de origen esloveno prefiere un vestuario mucho más conservador y elegante. Sus diseñadores de cabecera incluyen Ralph Lauren, Dolce & Gabbana y Michael Kors. La sofisticación sigue siendo la clave, pero más pulido y arreglado que en la década pasado. Ella es, le guste o no, una figura tan relevante como la duquesa de Cambridge o la reina Letizia (con permiso de ambas).

Con un peinado y un semblante inalterables (podemos contar con los dedos de una mano el número de veces que le hemos visto sonreír), el estilo de la mujer del presidente de Estados Unidos siempre tiene un elemento en común: el elevado precio de las prendas. Melania ha dado en el blanco para no pasar nunca desapercibida con un estilo que peca de sofisticado, pero nunca aburrido.

Melania Trump capa e Balenciaga pata de gallo
La primera dama de Estados Unidos, Melania Trump, durante la bienvenida a la llegada del árbol de Navidad de la Casa Blanca vestida de Balenciaga| Fuente: Gtres

En la mañana del lunes, la primera dama Melania Trump dio la bienvenida al árbol de Navidad de la Casa Blanca, en honor a una antigua tradición en la capital del país.

El abeto Fraser de 5,6 metros se entregó en La Casa Blanca en un carruaje tirado por caballos, dando inicio a una serie de eventos festivos tradicionales, muchos de los cuales continuarán este año, a pesar de las advertencias de los CDC contra las reuniones públicas en medio de la pandemia de coronavirus. "Como cada año, la llegada del árbol #WHChristmas trae un espíritu de calidez y tradición navideña a La Casa Blanca", escribió Melania Trump en Twitter. "El árbol de este año seguirá alegrando a quienes pasen por los pasillos de La Casa Blanca durante esta época tan maravillosa", concluyó.

Para la ocasión, la mujer del presidente Donald Trump se enfundó una capa de de la colección primavera 2018 de Balenciaga. Un diseño con estampado de pata de gallo en blanco y negro, y que recordaba al que lució el año pasado en el alumbrado navideño de La Casa Blanca.

Para completar su look, Melania se subió a unas botas negras de tacón de aguja y unos guantes largos de piel al tono que le permitieron dar la mano a todos los asistentes al evento. A pesar de las medidas de seguridad que tomó para no contaminarse estrechando la mano a los congregados, decidió no protegerse con una mascarilla, dejando al descubierto su cara.

Sergio E. González

Sergio E. González

Cuando era pequeño una de las cosas que más me gustaba era sentarme a coser con mi abuela Mercedes, modista y patronista. Pero, con los años me olvidé del ruido de la máquina de coser y decidí que a mi lo que me gusta es contar ideas sobre moda, arte y belleza, ya sea con palabras, imágenes, con campañas de publicidad o con señales de humo… lo mío es comunicar. Pero no todo se resume a eso, también me gusta el café con hielo, los perros salchicha, la paella de mi madre y leer poemas de Lorca.

Continúa leyendo