Melusine Ruspoli: la princesa italiana que se ha convertido en la 'it girl' del momento

Hija de Alessandro ‘Dado’ príncipe de Ruspoli y la exmodelo francesa, Theresa Patricia Genest, Melusine Ruspoli tiene los títulos más importantes del mundo: princesa, modelo e influencer. Descubre el pasado, presente y futuro de esta joven promesa de la moda italiana.

Melusine Ruspoli Chanel
Getty

Charlene de Mónaco, Carlota Casiraghi, Beatriz Borromeo y Alejandra de Hannover se han convertido en las royals por excelencia en el front row- los asientos más deseados y disputados entre los asistentes- de las semanas de la moda más importantes de todo el mundo.Desde París hasta Londres, Nueva York y Milán, la familia real de Mónaco siempre ha tenido un vínculo muy especial con la industria de la moda y, en especial, con la alta costura de París. Y, seamos sinceros, nadie luce una pieza de alta costura mejor que un miembro de la familia real.

A esta lista de princesas y miembros de la familia real, incluida la reina Isabel II, quien en 2018 acudió al desfile del diseñador Richard Quinn durante la semana de la moda de Londres junto a Anna Wintour, hay que sumarle el nombre de Melusine Ruspoli, la princesa italiana que en los últimos meses (con confinamiento incluido) ha afianzado su faceta de it girl y prescriptora de estilo.

Vaqueros ajustados de tiro alto, botas de cuero, chaqueta Barbour y sombrero Borsalino. Es difícil imaginar que detrás de esa fachada tan sencilla y moderna se esconde una joven con un título que pocos pueden igualar: el de princesa italiana. Mélusine Ruspoli es la hija de la francesa Patricia Genest y el príncipe Alessandro Ruspoli, un actor ocasional, playboy y aristócrata de carácter excéntrico, el noveno Príncipe di Cerveteri, el noveno Marchese di Riano. "Nos dejó cuando yo tenía 11 años. Él es mi héroe, dice la joven de 20 años. Su fantasía, su alegría de vivir, su elegancia todavía me inspiran a diario". Mélusine Ruspoli hizo su primera aparición en Francia en octubre de 2013, cuando representó a Italia en el Debutante Ball. Para la ocasión, se visitó de gala con un vestido Chanel rosa empolvado.

Este evento marcó el debut en la moda de esta joven apasionada por la equitación. Representada por la agencia de modelos Marilyn en París, no es raro verla posar en editoriales de moda de distintas cabeceras como Marie Claire o L’Officiel. Ninguna se resiste a los encantos de esta joven promesa de la moda. "Este mundo me fascina. La creatividad que impulsa a cada diseñador es increíble". Después de pasar unos meses Nueva York, en la casa de Ferragamo, Mélusine cursó la carrera en el Instituto Marangoni, una escuela de moda en Milán. Estudió el Grado de Marketing y Comunicación y, desde el primer momento, no ocultó sus ambiciones: "Sueño con trabajar en una gran casa de alta costura". Quién sabe, si dirige o no una firma el día de mañana no es importante, lo importante es que se ha consolidado como uno de los referentes más destacados de su generación.

Las grandes marcas no han tardado en hacerse eco de su belleza y ya comienzan a rifársela. La primera firma en apostar por ella ha sido la prestigiosa casa Dolce & Gabanna, quien el año pasado anunció su fichaje como modelo en sus próximas campañas. También ha tenido la oportunidad de trabajar con Salvatore Ferragamo, haciendo sus prácticas de la carrera en el departamento de marketing y comunicación de la casa italiana. No cabe duda, como hemos dicho anteriormente, de que el mundo de la moda le apasiona. No es raro verla en el front row de desfiles como Chanel, Dior, Fendi, Alberta Ferretti o Versace, entre otros. 

Lady Amelia Windsor, con quien debutó a los 19 años en el Bal des Débutantes de París en 2013, no es la única royal que le acompaña en su carrera hacia el estrellato. Lady Kitty Spencer, sobrina de la princesa Diana de Gales, Flora Ogilvy y la italiana Chiara Di Carcaci, hija del duque de Carcaci, son amigas íntimas de la princesa, y colegas para fiestas y celebraciones, donde las hemos visto posar en el photocall con alguna que otra copa de champán de más.

En su cuenta de Instagram acumula una legión de 17.000 seguidores que siguen sus hazañas en el Castello Ruspoli, un castillo del siglo XVI, residencia familiar donde ha pasado gran parte del confinamiento durante el Estado de Alarma en Italia. A través de su perfil ha mostrado el privilegiado entorno que le rodea y las actividades que realizó en su día a día, todo para matar el tiempo. El jardín es considerado como uno de los más destacados de Italia, creado en 1611. El castillo ofrece un amplio abanico de actividades, como visitas guiadas, eventos, bodas, almuerzos y cenas privadas, conferencias de negocios y visitas especiales.

Sergio E. González

Sergio E. González

Cuando era pequeño una de las cosas que más me gustaba era sentarme a coser con mi abuela Mercedes, modista y patronista. Pero, con los años me olvidé del ruido de la máquina de coser y decidí que a mi lo que me gusta es contar ideas sobre moda, arte y belleza, ya sea con palabras, imágenes, con campañas de publicidad o con señales de humo… lo mío es comunicar. Pero no todo se resume a eso, también me gusta el café con hielo, los perros salchicha, la paella de mi madre y leer poemas de Lorca.

Continúa leyendo