Vídeo de la semana

El perfume ‘prohibido’ creado en exclusiva para Audrey Hepburn que todavía está a la venta, huele a primavera y a Hollywood

El diseñador creó una fragancia exclusiva para la actriz como homenaje a todo lo que había hecho por él desde su primera aparición en 'Sabrina' hasta 'Una cara con ángel'.

Audrey Hepburn Givenchy perfume
Fuente: Getty Images

Audrey Hepburn es más grande cada segundo, 91 años después de su nacimiento y 21 de su muerte. Actriz reputada -dos premios Oscar y tres Globos de Oro-, modelo, bailarina e icono de estilo son algunos de los premios de los que puede presumir Hepburn, nacida en Bruselas y criada en Holanda, con el corazón en Reino Unido y carrera en Estados Unidos.

Su talento como actriz, una naturalidad y sencillez nunca antes vistas en Hollywood le abrieron las puertas del éxito, un éxito sin precedentes. A pesar de que nunca quiso ser etiquetada como un icono de moda, su estilo, a caballo entre la elegancia y el refinamiento francés, ha sido y sigue siendo objeto de admiración. La prueba de fuego llegó con su papel en 'Sabrina', cuando Audrey acudió al taller de Hubert de Givenchy situado en la Rue Alfred de Vigny, en París.

Al diseñador francés, aristócrata y muy requerido en las clases altas se le comunicó que la señorita Hepburn iría a visitarle para escoger la ropa de su próxima película. Givenchy pensó que se trataba de la popular Katharine Hepburn y se llevó una desilusión al encontrarse en la puerta de su taller con una chica delgada y sin maquillar. Él le dijo que estaba muy ocupado y que no podía dedicarle tiempo, que escogiese de los percheros la ropa que más le gustase. La elección de Audrey se materializó en un éxito sin precedentes: un Oscar a mejor vestuario, a pesar de que el nombre de Givenchy no apareció en los créditos finales de la película (por petición propia) y una relación de amistad sincera.

"Pero esa chiquilla deliciosa con la que conecté instantáneamente me llevo a cenar y no volví a separarme de ella nunca más", afirmaba el creador en su última aparición pública en el Museo de Calais, en junio de 2017.

Audrey Hepburn
Audrey Hepburn modela un vestido de organza lavanda de Hubert de Givenchy, durante una sesión de prueba con el diseñador en Roma, el 26 de abril de 1958 | Fuente: Gtres

Cuatro años después de su primer encuentro, el diseñador creó un perfume en exclusiva para Hepburn, quien se convirtió en la primera actriz de Hollywood en posar como imagen de un perfume para una casa de alta costura parisina. 

Lo bautizó como L'Interdit (prohibido, en francés) y según él mismo contó, fue un homenaje a todo lo que la actriz había hecho por el creador desde su primera aparición en 'Sabrina' hasta 'Una cara con ángel', llevando como vestuario algunos de los diseños más aplaudidos de Givenchy

 

Audrey perfume
Fuente: Pinterest

Meses más tarde, cuando la actriz fue a visitar a su amigo al taller, dejó olvidado su pañuelo de seda impregnado por el aroma que el creador francés había creado para ella. 

Por allí desfilaron cientos de clientes y trabajadoras de Givenchy que no pararon de preguntar: "Señor Givenchy, ¿a qué huele?, ¿qué es ese aroma tan maravilloso?".

Esto marcó un antes y un después para su comercialización a nivel mundial. Hubert le preguntó a Audrey si podía lanzar al mercado aquel perfume y, aunque en un principio ella se negó diciendo ¡Je vous interdis!, en honor al nombre de la fragancia, la actriz aceptó y pronto llegó a las estantería de los grandes almacenes más importantes del planeta

El resto es historia. 

Sergio E. González

Sergio E. González

Cuando era pequeño una de las cosas que más me gustaba era sentarme a coser con mi abuela Mercedes, modista y patronista. Pero, con los años me olvidé del ruido de la máquina de coser y decidí que a mi lo que me gusta es contar ideas sobre moda, arte y belleza, ya sea con palabras, imágenes, con campañas de publicidad o con señales de humo… lo mío es comunicar. Pero no todo se resume a eso, también me gusta el café con hielo, los perros salchicha, la paella de mi madre y leer poemas de Lorca.

Continúa leyendo