Moda -- 101 Consejos

Las 12 veces que Chiara Ferragni nos dió una lección de estilo

Sus más de 10 millones de seguidores de su cuenta de Instagram no son fruto del azar ni un tema que tenga que ver con la alineación de planetas. Empezó dando consejos de moda en las redes sociales y, no solo ha conseguido convertirse en una de las influencers que más seguimos y adoramos en todo el mundo, si no que ha llegado a crear incluso su propia línea de ropa, calzado y accesorios. Seguro que tú también quieres esa monísima funda glitter para tu iphone de los grandes ojos que te guiñan con pestañas kilométricas…

Sí, hablamos de Chiara Ferragni, esa guapísima niña rubia de ojos azules que ha llegado incluso a convertirse en objeto  de estudio para, nada más y nada menos, que una de las universidades más reconocidas a nivel mundial: Harvard; quien contempla el suyo como uno de los casos de éxito a analizar.

A penas una semana después de que anunciara la apertura de su próxima tienda física en Milán, ya sabemos cómo será. No, no nos hemos vuelto locas. Aunque la tienda no ha abierto todavía, Chiara se ha apiadado de nosotras y nos ha hecho una especie de recorrido virtual a través de Instagram que nos tiene las ganas de visitar su nuevo local disparadas por las nubes.

Pero si algo tiene esta chica, es capacidad de saber llevar todo cuanto se propone. La hemos visto en todo tipo de eventos y situaciones de lo más extremas: En alfombras rojas con vestidos de infarto, en el front row de las pasarelas de las semanas de la moda más top del panorama internacional, e incluso paseando por la calle con el look más desaliñado. ¿Es posible que todo (absolutamente todo) lo lleve así de bien? Esta chica es inspiración constante y no solo lo decimos nosotras, pues sus redes sociales hablan por sí solas (10 millones de personas no pueden estar equivocadas). Por eso, la hemos seguido muy de cerca durante muchas de sus últimas apariciones para enseñarte las 12 veces que Chiara Ferragni nos dio una lección de estilo. Aunque ya decimos de ante mano, que queda mucho por aprender de ella.