Moda -- 101 Consejos

Selección de lencería para San Valentín: 15 propuestas para enamorar(te)

Llega el tan ansiado día para muchos y a la vez también uno de los más criticados del año por otros tantos: el día de San Valentín. Es una auténtica fiesta que se celebra por todo el mundo de múltiples maneras diferentes en función de la tradición de cada país. Si te interesa conocerlas, te animamos a que des clic aquí.

En el Día de los Enamorados, las parejas dejan a un lado las pequeñas diferencias y buscan hacer algo diferente, algo especial, y sobre todo demostrarse el amor que se tienen el uno al otro. Y aunque ya sepamos que la regla nº 1 es que esto se debería de cumplir los 365 días del año, San Valentín es para muchos la excusa perfecta. Y quiénes somos nosotras para contradecirlo. De todos modos, tanto como si eres a las que le apasiona celebrarlo en pareja, como si apuestas más por una cena divertida entre amigas, sentirse guapa y segura es condición indispensable.

Cuando pensamos en San Valentín, lo asociamos directamente con el rojo, ese color de la pasión que invade nuestro fondo de armario así como nuestro set beauty, en donde los labiales se convierten en el producto estrella. Y en cuanto a prendas, repentinamente, la lencería se convierte en lo más codiciado para las noches más románticas. Lencería sexy, y por supuesto, cómoda. No queramos llevarnos más de un disgusto en una noche tan especial. Por eso aconsejamos que los tejidos sean ligeros y las tallas sean las correctas. 

¿Qué color elijo? Es evidente que el rojo es una apuesta segura, pero si eres de saltarte las reglas, el negro es otra opción ideal e incluso colores más nude como el rosa palo o el celeste son otra alternativa distinta. 

¿Qué tipo de lencería? Continúa el boom de los bralettes, esa pieza entre el sujetador clásico y el top, que se convierte en la combinación perfecta junto a unas braguitas tipo tanga o unos culottes. Otras alternativas son los babydolls, los bodys… A tu elección. 

¿Qué tejido? Sin duda, el más sensual y cómodo de todos es el encaje. Si además se combina con plumeti, digamos que rozamos la perfección, literalmente.

Ficha los siguientes modelos y, como siempre, hazte con el que más se ajuste a tu estilo.